El alto comisionado para la Paz, Rodrigo Rivera, rechazó los actos de violencia contra el gobernador indígena, Aulio Isarama Forastero, perpetrado por el grupo insurgente y terrorista, Ejército de Liberación Nacional, conocido también como ELN.

Aseguró que se adelantan las investigaciones para esclarecer los hechos y que se llevará este caso a la mesa de negociación que se efectúan con este grupo guerrillero en Quito, Ecuador.

“Estamos activando los protocoles acordados del cese al fuego con el ELN, para que se cumpla el procedimiento que debe ser aplicado”, dijo Rivera.

Puntualizó que pedirán que los responsables sean entregados a las autoridades judiciales.

Enfatizo que en primer lugar van a “acopiar toda la información por parte del mecanismo de verificación y veeduría y luego entregar toda esta información a la mesa pública de conversaciones en Quito para que tome las decisiones indispensables para garantizar que estos episodios no se vuelvan a repetir y que los responsables sean entregados a las autoridades”.

Por: Dereck Álvarez Paternina
Dereck-JoseA-lvarez-Paternina.jpg