8 fuentes naturales de vitamina B

550

Tiamina

Para qué sirve: Ayuda en la producción de ADN y ARN, y en la función nerviosa. Fuente: Guisantes, legumbres, frutos secos, lácteos y huevos.

Riboflavina

Para qué sirve: Mantiene el funcionamiento del sistema inmunológico en un nivel óptimo. Fuente: Huevos, lácteos, carnes magras, frutos secos.

Niacina

Para qué sirve: Transforma los alimentos en energía disponible a través del metabolismo. Fuente: Pescado, huevos, carne, vegetales ricos en almidón.

Ácido pantoténico

Para qué sirve: Estimula el metabolismo para que queme grasas y carbohidratos. Fuente: Aguacates, huevos, lácteos, setas, pollo, verduras.

B6

Para qué sirve: Favorece el aumento del músculo y la producción de glóbulos rojos. Fuente: Pollo, pescado, cereales integrales, habas, naranjas.

Biotina

Para qué sirve: Convierte a carbohidratos, proteína y grasas en almacenes de energía. Fuente: Chocolate de fundir, huevos, lácteos, carne de cerdo.

Ácido fólico

Para qué sirve: Produce nuevas células y previene mutaciones de ADN. Fuente: Verduras de hoja verde, lentejas, habas, cítricos.

B12

Para qué sirve: Ayuda al funcionamiento de tu cerebro y del sistema circulatorio. Fuente: Marisco, pollo, huevos, lácteos, carne.

¿Qué son? Las vitaminas B son un grupo de ocho nutrientes distintos que se obtienen de la comida o de suplementos. Tu cuerpo no puede producirlas por sí mismo. Entre otras muchas funciones, la más importante es la de ayudar a las células a funcionar de la mejor manera posible. ¿Por qué las necesitas?Sin una cantidad suficiente de vitaminas B, tu metabolismo va más lento, poniéndole más difícil a tu cuerpo la tarea de transformar los alimentos en energía. Si la carencia de vitamina B es grave, los síntomas que se pueden presentar son una función inmunológica deficiente, anemia, erupciones cutáneas e incluso depresión.¿Cómo consumir más?Si se sigue una dieta rica en carnes magras, lácteos, verduras de hoja verde y cereales integrales, no habrá ningún problema. Las bebidas fortalecidas y los cereales pueden proporcionar vitamina B pero mucho cuidado con el exceso de cafeína o azúcar. ¡Ah! Y si eres vegano, piensa en la posibilidad de tomar un suplemento de vitamina B12. Conseguir la cantidad suficiente sin ingerir carne y productos lácteos es difícil.