asesinado

En el Cauca, durante los últimos 15 días, la comunidad indígena de este departamento ha sufrido constantes ataques contra diferentes líderes, guardias y representantes de diferentes resguardos ubicados especialmente al norte de esta región del país.

Los dos casos más recientes ocurrieron durante este fin de semana. Según informó el Consejo Regional Indígena del Cauca (Cric), la primera víctima fue identificada como Enrique Guegia. Era alguacil y médico tradicional del Resguardo Indígena de Tacueyó.

Según Rubiel Liz, coordinador del Circ, “el hecho ocurrió en la vereda La Luz, en el municipio de Toribio. Unos sujetos, que al parecer se movilizaban en una motocicleta, abordaron a Guegia y le dispararon”.

El otro caso sucedió en el sector de El Jagual, en el municipio de Corinto. La víctima, identificada como José Eduardo Tumbo, recibió varios disparos que le causaron la muerte. Era integrante de la Junta de Acción Comuna de la vereda El Vergel en este mismo municipio y participante de la Minga Social.

Según informaron las autoridades indígenas, lograron identificar el modus operandi de los sicarios que les han arrebatado la vida a los integrantes de estas comunidades.

“Los sujetos suelen movilizarse en una motocicleta CB 110 de color azul. Suelen ir siempre dos sujetos con pistolas y abordan a sus víctimas cuando se dirigen hacia sus hogares”, indicó Rubiel Liz.

Guardias y líderes, miembros de diferentes comunidades indígenas del departamento, desplegaron a más de 400 integrantes de la Guardia Indígena para realizar operativos. Con esto se busca localizar a los responsables de estos ataques y terminar con esta oleada de violencia que azota el norte del Cauca.

Según la Defensoría del Pueblo, entre el 1 de enero de 2016 y el 28 de febrero de 2019 fueron asesinados 462 líderes sociales y defensores de derechos humanos.

Sin embargo, el Instituto de Estudios sobre Paz y Desarrollo (Indepaz), sostiene que al menos 700 líderes sociales y 135 excombatientes de las Farc han sido asesinados desde la firma del acuerdo de paz en el 2016.