Así fue la operación policial en Colombia donde detuvieron a secuestradores venezolanos

803

Durante varios días el Gaula en coordinación con la Fiscalía General de la Nación, estuvieron tras los pasos de esta peligrosa banda delincuencial que tenía atormentados a parte de los comerciantes de las localidades de Germania y Santafé, en la capital del país. Más de 29 víctimas fueron testigos silenciosos de las visitas que realizaban los integrantes de “la vecindad” a los establecimientos comerciales, exigiendo mediante intimidación, cifras que oscilaban desde los 100 mil hasta los 3 millones de pesos, a cambio de no atentar en contra de sus vidas, familias o negocios.

Según las investigaciones adelantadas, se pudo establecer que esta banda de delincuencia común, conformada en su totalidad por ciudadanos de origen venezolano, había llegado a la ciudad de Bogotá hace unos meses, ubicando su epicentro criminal en el centro de la capital. Desde allí fueron adquiriendo poder y lo que comenzó como una banda de maleantes de bajo perfil dedicada al hurto callejero, fue mutando hasta convertirse en uno de los principales dinamizadores criminales en la ciudad capital.

Con el tiempo, “la vecindad” fue aumentando la peligrosidad en su actuar criminal y ya no solo extorsionaba, sino tenía como mecanismo de presión, quedarse con algo de valor de los afectados, mientras estos conseguían el dinero exigido; pero con la última víctima, un habitante de la localidad, tuvieron la crueldad de secuestrarle a su esposa e hijos (entre estos uno de brazos), sino les pagaba 3 millones de pesos. Esta situación hizo que en medio de su desespero tomara la valiente decisión de denunciar ante el Gaula, quien de manera inmediata, con previo conocimiento de la Fiscalía, planifica en tiempo record una operación que permitiera la desarticulación completa de esta banda, y los rescates sanos y salvos de la madre y sus dos hijos de 1 y 3 años.

Es así, como en plena vía pública de un sector comercial de la localidad de la Candelaria, barrio Belén, de la ciudad de Bogotá, fueron capturadas seis personas en el momento en que recibían 1 millón y medio de pesos, según lo acordado con el afectado para que le devolvieran a su familia.

Mientras se realizaban estas capturas, de manera simultánea a una cuadra del lugar, otro grupo de investigadores ingresaba a una residencia multifamiliar, donde rescatan sanas y salvas a la mujer y los infantes, quienes estaban encerrados con candado, para lo cual hubo la necesidad de utilizar herramientas técnicas en su apertura.

Este importante trabajo investigativo arrojó como resultado seis capturas a las cuales se les dictó medida de aseguramiento por los delitos de extorsión y secuestro extorsivo agravado; además de la gran satisfacción que conlleva un reencuentro familiar y de igual manera, el parte de tranquilidad a la comunidad de este sector, que ven resultados objetivos en contra de los delitos que afectan de manera directa la seguridad ciudadana.

En lo corrido de este año el Gaula de la Policía Nacional ha logrado 11 rescates y 261 capturas. Se ha recibido la denuncia de 63 casos de secuestro en el territorio nacional, evidenciando una disminución del 3% en comparación con el mismo periodo de 2019, cuando se registraron 65 casos. Con respecto a la extorsión, en este 2020 se han denunciado 4.081 casos en el territorio nacional, arrojando una disminución del 29% frente al mismo periodo de 2019, cuando se habían reportado 5.711 denuncias. Por este delito se han realizado este año 1.269 capturas.

La Policía Nacional y la Fiscalía General de la Nación recuerdan que a través del aplicativo ‘ADenunciar’, disponible en las páginas web de las dos entidades, la ciudadanía puede denunciar si es víctima de extorsión. Así mismo, está habilitada la línea Antisecuestro y Antiextorsión 165.