Hoy en día vemos y vivimos deferentes situaciones los cuales principalmente los adolescentes sufrimos. Adicción al celular, las redes sociales, estar siempre al tanto de lo que pasa en el mundo, o a los que nos rodean.

La necesidad de estar siempre con el celular, revisando Instagram, Facebook, Twitter, entre otras redes, vuelve dependiente a los jóvenes de esto como si fuera otra parte del cuerpo humano, ya que muchas veces hace sentir incompleto al ser humano. Esto es conocido como nomofobia. Y es que esto solo no sucede con los jóvenes, incluso adultos padecen de nomofobia.

Impacientarse cuando no se encuentra el celular en el bolso, o está cerca, siempre revisar si hay notificaciones actuales, revisar las redes. Ya sea por ocio, costumbre, por aburrimiento, quemar el tiempo o inseguridad, porque si, muchas veces estar siempre con el celular es síntoma de inseguridad. El no querer socializar por estar en el celular para evadir preguntas o conversaciones, socializar con la gente, vuelve tanto a jóvenes como a adultos apáticos a relacionarse con otros. Esto nos hace adictos al celular, dependientes de un objeto.

Los celulares no son malos, están creados para facilitarnos la comunicación con los otros, nos facilita la comunicación si nos queremos comunicar con alguien que no está en el mismo lugar, ciudad, país en el que uno se encuentre.
Pero ciertamente hay que saber controlar la forma en la que se utiliza. Administrar el tiempo de uso y modo de uso.

Es lo mismo con el internet, muchos padres, personas adultas consideran el internet la peor creación de la humanidad. Pero no es así, es lo que busques dentro de este mundo cibernético.

Y aunque se exprese en parte de la sociedad que esto no se llama adicción, porque no mata, no hace daño, no se consume como la marihuana o la cocaína, ¡si lo es! para crear una adicción a algo no es necesario que sea una sustancia alucinógena. Pasar con el celular 24/7 también consume tu tiempo, te hace apartarte de bosque te rodean y no es solo al momento de estar en la mesa o reunido con tus amigos, el ponerte en negación a esto confirma que aquí hay una adicción al aparato tecnológico.

Los celulares smartphones, y el internet han sido una revolución y un avance tecnológico para el mundo. Y estos seguirán evolucionado. Puede que en unos cinco años exista un celular que sea también un mini robot.