En el auditorio del Museo Naval del Caribe se llevó a cabo la ceremonia de graduación de 64 jóvenes de las comunidades de Manzanillo del Mar (40 personas) y Bicentenario (24), quienes durante seis meses recibieron formación en turismo, patrimonio y cultura de la ciudad de Cartagena.

La iniciativa liderada por la Policía Metropolitana de Cartagena, a través del Grupo de Turismo y Patrimonio, en conjunto con la Fundación Serena del Mar, tiene por objetivo promover buenas prácticas de respeto, conservación y preservación de los patrimonios histórico y cultural de la ciudad. Estos valores son multiplicados en los entornos familiares, comunitarios y estudiantiles de cada uno de los jóvenes vinculados al programa, y a futuro, crearán una cultura de corresponsabilidad entre turistas, nativos y residentes.

Con esta séptima promoción de jóvenes graduados Cartagena suma más de 350 guardianes del turismo y del patrimonio, quienes desde el año 2012 apoyan a la Policía Nacional en la protección de nuestras riquezas culturales.

Como parte del acompañamiento y la formación impartida, los jóvenes participaron en dos jornadas pedagógicas, la primera, al fuerte de Castillo San Felipe de Barajas y la segunda, al Palacio de la Inquisición, el Museo del Oro, la Plaza San Pedro Claver y la Plaza Bolívar.

“Nos sentimos orgullosos por la semilla que estamos cultivando en estos niños, niñas y adolescentes, quienes hoy, al finalizar su formación académica, llevan mensajes de conservación al seno de sus familias, comunidades y entornos escolares, generando un interés y sentido colectivo de conocimiento y protección de nuestro patrimonio”, sostuvo el General Luis Alfonso Poveda Zapata, Comandante de la Policía Metropolitana Cartagena de indias.

Por su parte, Isabel Matheiu, Directora Social de la Fundación Serena del Mar aseguró que la organización celebra su vinculación a esta causa que responde a uno de sus principales ejes de intervención: el Desarrollo Social integral de las comunidades. “Este es el tipo de actividades turísticas y culturales en las que queremos y debemos ver a nuestros jóvenes. Actividades respetuosas de sus derechos y promotoras del buen nombre de Cartagena en el país y en el exterior” añadió.

Durante el programa se han destinado más de 180 horas de capacitación y la meta en 2019 es formar 120 nuevos guardianes cívico juveniles. Los actuales pertenecen a los barrios: Daniel Lemaitre, San Francisco, 7 de Agosto, Santa María, 20 de Julio, Santa Rita, San Fernando, San José de los Campanos y Bicentenario, y al corregimiento de Manzanillo del Mar.