Clint Eastwood, el genio cabalga de nuevo

584

Hace 66 años que Clint Eastwood llegó al cine y ahí sigue. En los últimos años, sus películas son candidatas a numerosos premios.  Su último film Cry Macho (2021) no es una excepción, otra película que da que hablar y que dirige, produce y protagoniza. Un actor y director que aún tiene mucho que decir.

Con 72 películas protagonizadas y 42 dirigidas está promete ser un drama emocional que figure entre los mejores de toda su larga carrera.

Un actor que es quirúrgico a la hora de plasmar sus historias en la pantalla, cuando le toca hablar de su metodología y filosofía opta por disculparse y suele hacer referencia al instinto que ha ido trabajando desde hace más de sesenta años.

¿Cómo elige sus  historias?
Me baso en la emoción, es la manera más inteligente de conectar con el material. Cuando ves una historia te tiene que impactar lo mismo que impactaría al público que la pudiera ver. Después es cuestión de suerte.

¿Qué le llevó a realizar Cry Macho?
Es una historia fascinante pues habla de heroicidad y normalidad de la vida. Tuve la oportunidad de involucrarme y tomar las riendas y no me pude resistir.

Después de The Mule en 2018 vuelve a ponerse delante de la cámaras  ¿Cómo decidió volver a hacerlo?
Estaba buscando a un actor que pudiera hacer el papel protagonista y alguien menciono que era un papel a mi medida y volví a ponerme delante de las cámaras.  El resto del elenco son todos muy buenos actores y todo funcionó muy bien.

Es una película que de alguna forma une el western,  el road movie y el drama emocional  ¿ Qué nos puede decir de ella?

Es la historía de Mike Milo un hombre cansado del mundo que busca redención y que recibe el encargo de rescatar de las manos de una madre alcohólica, a su hijo,  de su padre , que es su jefe. El encuentra en ese joven un hijo y ese amor de hijo y el de alguna manera me ve como ese padre. Es una película que conmueve y que llega al corazón.
Toda la película está construida alrededor de extrañas circunstancias. Creo que es algo que suele ocurrir muchas veces en la vida y eso genera conflictos dentro de las personas.

Cuando trabajaba en la serie Cuero crudo (o Látigo), a principios de la década de los sesenta, ¿ya sabía que tenía el talento para dirigir, componer música, escribir guiones o producir películas? ¿cuáles eran sus sueños en ese entonces?
Mis sueños eran dejar la serie, pues la disfrute durante un tiempo pero en los descansos aproveche para viajar a Italia y hacer películas y eso me cambio la perspectiva. Fue entonces cuando empecé a soñar con otras posibilidades y en 1971 decidí dirigir mi primera película. En ocasiones tienes suerte como en el juego y apuestas. Cada proyecto no deja de ser una apuesta Estás a mitad de rodaje y las dudas te asaltan, te cuestionas muchas cosas, pero es lo normal, y como en cualquier carrera la suerte es un componente importante. Hay un viejo dicho en el mundo del golf que dice: “Prefiero tener suerte que jugar bien”.

¿Cómo se encuentra más a gusto, como director o cómo actor?

En ambos, como actor me encanta actuar y como director disfruto viendo trabajar a otros actores y es lo que me mueve a hacerlo. La verdad que, a esta edad, estoy cansado de verme a mí mismo.

¿Usted y la política  ?
Bueno yó sólo creo en la política de vivir y dejar vivir,  he sido republicano y demócrata.  Con los diferentes presidentes he compartido algunas decisiones y otras no. Todos hacen cosas buenas y otras malas. Algún presidente me ha sorprendido por lo estúpido que podía llegar a ser, pero la verdad que ya estoy muy desconectado de la política. Es el trabajo más duro que una persona puede tener.

No tengo una postura política determinada, no tengo una filosofía personal simplemente reconozco la estupidez cuando la veo nada más.

Ya ha superado los 90 años…
Ya he superado esa barrera….

¿Cuáles son sus planes de futuro? ¿Piensa seguir filmando? ¿Le quedan sueños incumplidos?
Nunca pensé llegar hasta este momento. Cuando comencé hace 66 sólo esperaba llegar a algún sitio.  En ocasiones me planteo si debo seguir trabajando o debo parar, pero he heredado la genética de mi abuelo que hace que siga adelante, aunque no pueda tener la seguridad.

La verdad es que no tengo que cuestionarme nada simplemente continuar.

¿Tiene nuevos proyectos?

Si estamos analizando algunos , pero el tiempo dirá….

¿Cómo es trabajar con usted?

Yo les dejo que hagan su trabajo e intento que cada uno de mis actores den lo mejor de sí. Además, les animo a que participar.

La actuación no tiene nada que ver con el intelecto, sino con la forma natural que tiene cierta gente de ver las cosas y la vida . Los buenos actores han desarrollado la capacidad de entender a otra gente con muy poco esfuerzo. A lo largo de los años he aprendido a valorar esa capacidad.

El actor tiene que usar sus sentimientos, ser actor no es lo mismo que ser matemático ni nada que se le parezca.

¿Qué piensa del streaming y los cambios que ha generado en la industria del cine?
Yo soy de la vieja escuela y todas estas cosas nuevas me superan . Espero adaptarme a los nuevos tiempos.

El cine es una industria con muchas variables en la que no existen los expertos y mi trabajo hablando y haciendo mención a mi nueva película en una buena cabalgata y seguiré en ella mientras la imaginación me lo permita.

cómo hay que hacer las cosas. En cualquier caso, sólo puedo decir que la mía ha sido una buena cabalgata y que simplemente seguiré montando el caballo de mi imaginación…

Por José Luis Ortiz