En el mundo del fútbol es común que cuando los jugadores profesionales se acercan o rebasan los 30 años, estos se retiren del deporte o den el salto a ligas de baja competitividad. Sin embargo, el Atlético Bucaramanga se ha convertido en una referencia del fútbol al incluir a jugadores veteranos para apoyarse de su experiencia dentro del terreno de juego.



Todas las miradas sobre el fútbol colombiano

El presente torneo se convirtió en uno muy particular para el Atlético Bucaramanga, ya que ha realizado diversos cambios en su plantilla que le permiten colocarse entre los más competitivos del país y captar la atención más allá de nuestras fronteras. Un ejemplo de ello aparece en la industria del entretenimiento con las plataformas de apuestas deportivas, ya que es posible apostar en Betfair desde Colombia hacia los encuentros de la Primera A, debido a que esta plataforma internacional sigue los partidos más importantes de esta liga.

Datos como este resaltan aún más al analizar el gran nivel competitivo que se ha visto en el torneo en la presente temporada, ya que en las últimas jornadas de la competencia había una diferencia de tan solo 3 puntos entre el primero y el quinto lugar de la clasificación general, sin espacio para un claro favorito en la competencia. De la misma forma, es importante hacer una mención especial para el Atlético Bucaramanga, ya que comenzó el torneo confiando en la experiencia de jugadores veteranos y después de un cambio de entrenador, los Leopardos mejoraron considerablemente su desempeño en las canchas.

Los auriverdes apuestan por la experiencia

El representativo de Bucaramanga captó la atención de propios y extraños en meses recientes debido a la gran apuesta que hizo por darle un lugar protagónico a jugadores de más de 30 años en su plantilla.

En el mundo del fútbol se ha considerado a la edad de los jugadores como uno de los factores más determinantes para su desempeño, considerándose que estos alcanzan un rendimiento óptimo entre los 26 – 28 años, para retirarse de la competencia profesional al acercarse a los 30. Sin embargo, Latinoamérica se ha convertido en una de las principales excepciones a la regla al tomar en cuenta a figuras como Pelé, Diego Maradona y Carlos el Pibe Valderrama, quienes continuaron jugando a un nivel muy alto durante muchos años, para terminar sus carreras como profesionales a los 36, 37 y 41 años, respectivamente.

En este contexto, se destaca el Atlético Bucaramanga y el rendimiento que ha tenido a lo largo de la temporada, ya que gracias a la confianza que la directiva ha puesto en jugadores veteranos y la llegada del entrenador Luis Fernando Suárez, el equipo auriverde pudo soñar con la fase final del fútbol colombiano. Jugadores como John Hernández, Michel Acosta, Carlos Henao y el capitán Andrés Correa ya superan los 30 años (34, 33, 32 y 36, respectivamente) y se han convertido en pieza clave de las ilusiones del conjunto de los Leopardos para mantenerse entre los protagonistas de la Primera A.


El Atlético Bucaramanga consiguió captar la atención del mundo gracias a su apuesta por la experiencia y la obtención de resultados positivos. Razones como esta son también motivos extra para que el fútbol de Colombia gane más protagonismo alrededor del mundo.