Un ave de pico alargado, plumaje negro con reflejos azules al sol y vuelo cadencioso muestra su silueta frecuentemente en los cielos del Valle de Aburrá. Muchos ciudadanos se preguntan lo que es: se han aventurado a decir que son pequeños gallinazos, pero lo cierto es que se trata del ibis negro o coquito, un ave zancuda que llegó a la región aproximadamente hace 15 años.

Este animal, de la especie Phimosus infuscatus, es común en zonas verdes, pantanosas, bordes de quebradas y lagos.

Debido a sus hábitos alimenticios, los coquitos consumen gran cantidad de pequeños residuos presentes en zonas verdes y cuencas de las ciudades. Alfileres, botones, monedas, tarjetas sim, vidrios, plásticos, colillas y tuercas son algunos de los elementos que se han encontrado en las mollejas de los coquitos.

Estos elementos lastiman el sistema digestivo de los coquitos, pueden obstruirlo o perforarlo, por lo general causándoles la muerte. Por esto, el coquito es el tercer paciente más común del Centro de Atención y Valoración de Fauna Silvestre del Área Metropolitana del Valle de Aburrá, operado en convenio con la Universidad CES.

En consecuencia, con el interés de que menos coquitos se vean afectados, nos unimos con Emvarias en la campaña Operación coquito, con la que buscamos que la ciudadanía sea más consciente de la importancia de mantener limpias las ciudades.

Invitamos al cambio de nuestras costumbres respecto a los residuos pequeños, en especial los cortopunzantes. Algunos consejos:

  • Reducir los residuos al máximo, evitando los elementos de un solo uso, en especial plásticos.
  • Sacar las basuras en el horario de recolección establecido, para evitar que se acerquen animales a alimentarse.
  • Las pequeñas basuras como colillas, empaques, palillos, mezcladores desechables, entre otros, deben disponerse en las canastillas dispuestas para tal fin. En Medellín, Emvarias tiene dispuestas más de 9.000 distribuidas en todos los barrios.
  • Es un mito el decir que se puede tirar basura a las calles para darles trabajo a los operarios de barrido de Emvarias: esto puede obstruir el alcantarillado y atraer animales a las vías, lo que los hace propensos a atropellamiento. La función de los operarios siempre será necesaria para la recolección de polvo, hojarasca y otros residuos de origen natural.
  • Los residuos cortopunzantes tienen una disposición especial: si rompes botellas, no las dejes en el suelo. Recoge con cuidado las piezas y ponlas en una caja claramente marcada, para que los operarios de recolección no se lastimen.