empanadas+1

Después de la increíble sanción de $834.000 pesos que le impusieron a un joven en Bogotá por comprar una empanada en un puesto ambulante, con lo que infringió una norma del Código de Policía, se provocó un fuerte debate a través de las redes sociales y varios colaboradores salieron a defender sus opiniones al respecto.

El implicado en la infracción, Stiven Claros, ha recibido el apoyo de personas de Estados Unidos y de un grupo de ‘youtubers’, que se han ofrecido a pagar la insólita multa.
Además, un colectivo llamado ‘El Aguacate’ está organizando a través de su página de Facebook una marcha para que “legalicen las empanadas”.

La protesta está convocada para el jueves 28 de febrero de 12 del mediodía a 3 de la tarde en la Plaza de Bolívar de Bogotá. Su lema es “Todos a marchar, los come empanadas somos más”.

Otro colectivo bogotano, ‘Los insaciables’, en su cuenta de Instagram, mostró interés por el caso, que mantiene indignados a muchos colombianos, y argumentó que no podía permitir una “multa por comer empanada”.

Por eso, le pidieron a la ciudadanía que les ayudara a encontrar a Claros para entregarle “800.000 pesos en efectivo para que pague la multa, y adicional compre una empanada”.
Aunque la Policía no se ha pronunciado formalmente respecto a la queja de Claros, fuentes de la institución señalaron que se está revisando el caso, pues “el objetivo del Código no es perseguir al ciudadano”. De hecho, señalaron que este es un caso aislado y que se está consultando lo sucedido a los patrulleros que impusieron el comparendo.

También afirmaron que la zona donde se presentó el incidente está siendo objeto de operativos para la recuperación del espacio público, por lo que se evaluarán las circunstancias en las que se impuso la sanción al joven.