José Sánchez, padre de los dirigentes juveniles de Primero Justicia detenidos, aseguró que sus hijos fueron torturados antes de obligarlos a grabar un vídeo inculpando a la tolda aurinegra de los hechos violentos ocurridos en Caracas.

La tarde de este martes, durante la sesión de la Asamblea Nacional (AN), el padre de los morochos Sánchez denunció que los jóvenes recibieron torturas de “todo tipo”.

“Pude constatar con dolor como mis hijos fueron torturados vilmente con pistolas, prometer matarlos, cubrirles la cara con paños, hacerlos grabar VÍDEOS bajo sentencia de muerte, eso lo dijeron mis hijos libremente ante el tribunal”

Manifestó el señor Sánchez.

Agregó que nunca imaginó que esto iba a ocurrir: “José Francisco dijo que lo montaron en una camioneta al salir de casa de su novia. Le colocaron un paño en la cara, lo grabaron y eso que grabaron se lo pasaron a su hermano Alejandro, quien me dijo que lo encerraban en un cuarto, le apagaban la luz y lo amenazaban de matarlo, de enterrarlo, si no decía lo que los agentes del Sebin querían”.

El padre de los jóvenes consideró una injusticia que una juez decidió, este lunes, privar de libertad a sus hijos y enviarlos a la cárcel de Tocorón, en el estado Aragua.

Permitida la reproducción total o parcial citando la fuente