Narrada por curadores, artistas y horticultures, esta exposición exalta el papel del jardín moderno en la evolución del arte desde 1860 hasta 1920. Van Gogh, Sargent, Pissarro, Klimt e incluso Kandisnky son exponentes de este movimiento. Las paredes de la Royal Academy of Arts en Londres se convertirán en ventanas hacia los lirios acuáticos de Giverny en Francia, los parques de flores en Seebüll, Alemania, y otros jardines que inspiraron a grandes pintores.

Un paseo único por una de las más exitosas exposiciones de los últimos años, que se presentará sólo por tres días, del 18 al 20 de noviembre, en salas de cine de Bogotá, Cali, Medellín, Barranquilla, Bucaramanga y Cartagena.

La visita ideal para los amantes del arte y la naturaleza

afiche-monet-a-matisseGrandes artistas de la historia del arte fueron amantes de la horticultura, como se refleja en los cuadros en los que inmortalizaron sus jardines. Monet, Van Gogh, Bonnard, Sorolla, Sargent, Pissarro y Matisse encontraron en ellos una potente fuente de inspiración: Inmensos espacios para expresar colores, luces y atmósferas que inspiraron la esencia del impresionismo, el post-impresionismo y la vanguardia.

Para exaltar la magia y el misterio de los jardines, la Real Academia de Artes de Londres organizó la más grande exposición sobre el tema realizada a la fecha. Para ello reunió 120 cuadros de 50 artistas, entre los que se destacan lienzos tan famosos como “Señora en el jardín” (1867) y “Puente sobre las Ninfas” (1899) de Monet, “Monet pintando en su jardín de Argenteuil” (1873) de Auguste Renoir, “Jardín en Murnau II” (1910) de Kandinsky ó “Terraza de flores en el jardín” (1915) de Max Liebermann.

Guiada por reconocidos curadores, pintores y amantes de la jardinería, ‘De Monet a Matisse: Pintando el jardín moderno’ recorre la exposición que se tomó los rincones de la Royal Academy de Londres, entre el 30 de enero y el 20 de abril de 2016, y desde allí nos traslada a visitados jardines de artistas, como el de Monet en Giverny, Normandía; el de Henri Le Sidaner en el pueblo medieval de Gerberoy; el ‘jardín salvaje’ de Pierre Bonnard en Vernonnet, o el de Max Liebermann en la orilla del lago Wansee, en Berlín.

Trazos y flores con firmas legendarias

“El hecho de ser pintor se lo debo probablemente a las flores”
Claude Monet

Este fascinante viaje empieza descubriendo cómo el contemporáneo artista Claude Monet construía y cultivaba sus jardines para explorar en ellos motivos expresivos, colores abstractos y utópicas ideas. “A parte de la pintura y la jardinería, no soy bueno en nada más”, diría él mismo. Pero aunque Monet es uno de los más importantes pintores de jardines de la historia del arte, no fue el único. Aquí veremos cómo Sorolla exploró las luces y tonalidades siempre cambiantes de las plantas, mientras Sargent y Max Liebermann abordaron sus jardines desde un punto de vista más naturalista, y los legendarios Van Gogh o Matisse los dotaron de tonalidades brillantes con técnicas más arriesgadas. Por su parte Bonnard imprimió al suyo aires más agrestes y menos humanizados, y Emil Nolde inmortalizó las flores que él mismo cultivaba en su casa del norte de Alemania.

Boletas: Desde $ 15.000 hasta $ 26.000 / Según sala y ubicación
Estudiantes: De $14.000 a $20.000, en teatros seleccionados
Funciones: Viernes, sábado y domingo, a las 12:00 m

Bogotá: Andino, Unicentro, Avenida Chile, Gran Estación, Calle 100 y Centro Chía
Medellín: Santafé
Cali: Palmetto y Unicali
Bucaramanga: Cacique
Barranquilla: Buenavista
Cartagena: Bocagrande