Así lo anunció la Fiscalía General de la Nación a través de un comunicado en el que exponen la captura de tres oficiales militares retirados y una exfuncionaria del Ministerio de Tecnología de la información y Comunicaciones. Todos implicados en formar una red criminal de interceptaciones ilegales.

Al parecer y según varias pruebas del ente acusatorio, la fachada utilizada para realizar estos actos delictivos, se realizaban desde dos empresas en Cali con un centro de operaciones ubicado en Ipiales, Nariño.

Según la Fiscalía los acusados, “rastreaban y obtenían ilegalmente información reservada comunicaciones de políticos, empresas, integrantes de la fuerza pública, funcionarios judiciales y de la Fiscalía”.

Además, en la información entregada por Juan David Bazzani, asesor del Fiscal General, se conoció el portafolio de servicios que ofrecía esta red criminal, que no solo iba para particulares sino también para entidades del Estado. Asimismo agregó:

“Publicitaban su capacidad de interceptar comunicaciones de lineas telefónicas, mensajería instantáneas, correos electrónicos, bases de datos publicas y privadas, y cobrarían al menos $3.000.000”.

Los capturados de acuerdo con la Fiscalía, por estar involucrados en esta actividad ilícita son:

  • Carlos Andrés Pérez Cardona – coronel en retiro del Ejército Nacional, jefe de seguridad de la Alcaldía de Ipiales (Nariño), cuyo mandatario local es Ricardo Romero.
  • Jorge Humberto Salinas Muñoz – coronel en retiro del Ejército Nacional y especialista en inteligencia.
  • Luis Mesías Quiroga Cubillos – mayor en retiro del Ejército Nacional.
    María Alicia Pinzón Montenegro – exfuncionaria del Ministerio de Tecnología de la información y Comunicaciones, quien era la supuesta ‘hacker’ que habría sido contratada para el robo de información.

La entidad también informó sobre el allanamiento en Bogotá de la empresa ‘A&G seguridad’ propiedad del general en retiro de la Policía, Humberto Guatibonza.

Allí, se buscan elementos que permitirían confirmar una presunta relación con la empresa involucrada en este caso, esto según pruebas recaudadas en los últimos meses.