A través de un comunicado, el Departamento de Estado de los Estados Unidos condenó el violento ataque perpetrado este miércoles por paramilitares armados afectados al chavismo contra la sede del Parlamento venezolano y sus diputados.

En el comunicado, el Departamento de Estado calificó como “inaceptable” los hechos violentos que dejaron a diputados y trabajadores heridos, entre ellos Armando Armas y Américo De Grazia.

“Esta violencia, perpetrada durante la celebración de la independencia de Venezuela, es un asalto a los principios democráticos de los hombres y mujeres que lucharon por la independencia de Venezuela hace 206 años”, reza de manera tajante el comunicado.

Este miércoles, más de 350 personas permanecieron secuestradas por al menos siete horas debido a la presencia de paramilitares armados que impedían la salida a las afueras del Palacio Legislativo.

A continuación el comunicado:

Un Asalto Inaceptable a la Asamblea Nacional de Venezuela

Estados Unidos condena el ataque del 5 de julio contra miembros de la Asamblea Nacional venezolana por partidarios armados del gobierno del presidente Nicolás Maduro. Esta violencia, perpetrada durante la celebración de la independencia de Venezuela, es un asalto a los principios democráticos de los hombres y mujeres que lucharon por la independencia de Venezuela hace 206 años.

Pedimos al gobierno venezolano que provea inmediatamente la protección de la Asamblea Nacional, asegure que los heridos en el ataque de hoy sean capaces de recibir atención médica y traigan a los atacantes a la justicia. Instamos a todas las partes en Venezuela a que se abstengan de la violencia.

Estados Unidos deplora el creciente autoritarismo del gobierno venezolano y la convocación de una Asamblea Nacional Constituyente destinada a socavar las instituciones democráticas de Venezuela, incluida la Asamblea Nacional. Nos unimos a las naciones a través del hemisferio e invitamos al gobierno de Venezuela a cumplir con los compromisos que hizo en el proceso de diálogo facilitado por el Vaticano el pasado otoño para celebrar elecciones libres, justas y creíbles de inmediato, respetar la Constitución y la Asamblea Nacional, La liberación inmediata e incondicional de todos los presos políticos y atender las necesidades humanitarias del pueblo venezolano.


Permitida su reproducción total o parcial citando la fuente