El acto físico más íntimo, emocional y comprometido entre dos personas, pero aparte de ser para algunos un acto cargado de erotismo, el beso en realidad tiene una connotación espiritual.

Cuando comenzamos una relación el beso es el gesto mediante el cual establecemos un vínculo muy profundo como también es la forma más generalizada de demostrar afecto.
Todos sabemos que besar es innato en todo ser humano para demostrar cariño, empezando por nuestros hijos, y es que el beso en realidad tiene un significado espiritual.

La BOCA tiene tres funciones: HABLAR, COMER Y BESAR, y no es casualidad que estas tres cosas se hagan con la boca, sólo tenemos que buscar el denominador común para entender porque esto es así, y el denominador común de estas tres funciones es la CONEXIÓN,
La primera función es HABLAR, cuando hablamos conectamos con otras personas, pero no sólo eso, también conectamos los pensamientos que son espirituales con la realidad física, es decir con ondas sonoras; antes de hablar esos pensamientos no existían en este mundo físico, cuando hablo los conectó con esta realidad material.

La segunda función es COMER, lo que hace la comida es conectar el alma con el cuerpo, los cuales son de naturaleza distinta, de tal forma que necesitan una energía especial para mantenerlos juntos, y esa energía viene de la comida, es por eso que cuando dejamos de comer morimos, ya que el alma se desconecta del cuerpo.

Ahora podemos entender porque cuando queremos expresar cariño damos un BESO, es porque la boca es un órgano de CONEXIÓN, un órgano que conecta el alma con el cuerpo, conecta los pensamientos con la realidad física, a la vez que conectamos con otras personas.

Por: Lucy Angélica García Chica
Lucy-Angelica-Garcia-Chica

Escritora y Poeta