El defensa Helio Neto regresa a Brasil

439

El defensa del Chapecoense Helio Zampier Neto, uno de los seis supervivientes del accidente del avión de Lamia en el que murieron 71 personas, dejó este jueves el hospital cercano a Medellín en el que estaba internado y regresó a Brasil en “buenas condiciones” y con sentimiento de gratitud a Colombia.

El avión de “Amil Resgate Saúde” (sistema de transporte aeromédico especializado) en el que viaja Neto junto a su esposa, Simone Neto, un médico, un enfermero y dos pilotos, además de todo el equipo especializado para atender cualquier emergencia, despegó del aeropuerto José María Córdova de Rionegro,

Francisco Souto, el jefe de la misión médica, supervisó el embarque de Neto y señaló que “está consciente, orientado y con un poco de miedo, como es natural”.

Antes de ser subido en una camilla a la aeronave, el defensa se despidió del director médico del Hospital San Vicente Fundación Rionegro, Ferney Rodríguez, del personal que lo trasladó y de su padre, Helan Zampier, quien entre besos despidió a su hijo mientras portaba la camiseta del Chapecoense con el número 29 en la espalda.

El avión que transporta a Neto, el último superviviente en ser rescatado del Cerro Gordo, en el municipio de La Unión, bajo el fuselaje del Lamia CP2933, tiene programada una parada en Manaos y posteriormente realizará un vuelo de cinco horas hacia Chapecó.

“Esperamos un viaje muy tranquilo. Neto está bien. La tomografía no mostró ningún hemotórax y está terminando la fase de antibióticos”, sostuvo el médico Edson Stakonski, cardiólogo intensivista de Chapecó, en diálogo con periodistas.

Stakonski, director del Hospital Unimed Chapecó, en el que Neto continuará su recuperación tras el accidente aéreo ocurrido el 28 de noviembre, dijo que se sentía “más tranquilo” antes de abordar el avión medicalizado

“Estoy más tranquilo. Los cuatro (brasileños supervivientes) regresaron, la misión está cumplida. Desde que llegué (a Rionegro) me enfoqué mucho en la parte clínica y tuvimos un apoyo enorme de los médicos de acá”, declaró el especialista, que portaba la camiseta de Atlético Nacional.

Asimismo, resaltó la hermandad entre los dos países y los dos clubes al expresar que “Chapecoense y Nacional son uno solo”.

En este sentido, agregó: “Son equipos hermanos, tengo el contacto de sus jugadores y personas de Chapecó me han pedido que lleve muchas camisetas”.

Por su parte, el médico Ferney Rodríguez subrayó que el defensor del ahora campeón de la Copa Sudamericana 2016 salió del hospital con “las condiciones médicas lo suficientemente buenas para tener un viaje seguro y tranquilo”.

El especialista recordó que cuando Neto llegó el 2 de diciembre al San Vicente Fundación, sus delicadas condiciones llevaron al personal médico a pensar que su estancia se extendería incluso hasta Navidad.

“Estuvo en una condición muy crítica, pero gracias a su fortaleza física mejoró e hizo que pudiéramos trasladarlo mucho antes. Esto no estaba en los planes, pensábamos que su recuperación iba a durar muchos días”, declaró Rodríguez.

Antes de partir de Colombia, el jugador envió un mensaje a través de un vídeo publicado por el aeropuerto José María Córdova de Rionegro, en el que expresa su gratitud a las personas que en Colombia colaboraron con su recuperación.

“Quiero agradecer a todos por la ayuda y felicitarlos por su maravilloso trabajo”, destacó.

Neto terminará su recuperación de una infección pulmonar en Chapecó, donde vigilarán que su evolución física y psicología siga siendo buena.

Califica la noticia

Permitida su reproducción total o parcial citando la fuente