Cuando creíamos que habíamos visto todo, conocimos a “Ojo e’ paloma”, un nuevo personaje en la historia chavista de Venezuela que posiblemente pasará sin pena ni gloria, pero no por ser un soldado destacado, todo lo contrario, sino por demostrar su precario conocimiento en el uso de las armas.

Maduro pretendía asustar a los marines estadounidenses con su arma secreta, un francotirador, uno que más allá de parecer un verdadero guerrero, demostró en pocos segundos que, toda la milicia venezolana no está preparada para un conflicto bélico con la principal potencia militar del planeta, imaginen…