No es casualidad, por supuesto, que no se utilicen verdaderos cazas en los test, dado su elevado costo. Por otra parte, el portaviones más caro de la historia de la Marina estadounidense ha sido criticado por los excesos presupuestarios.

En la siguiente grabación se pueden ver los ensayos del innovador sistema de catapultas electromagnéticas (EMALS, por sus siglas en inglés), utilizadas para acelerar a un avión de combate hasta la velocidad de despegue. Las EMALS reemplazarán a las tradicionales catapultas de vapor.