Se dieron a conocer en las últimas semanas los resultados que arrojaron las encuestas que se realizan de forma trimestral acerca de cómo se encuentra el sector crediticio en Colombia. Como primer dato interesante, si se tiene en cuenta hasta el mes de junio del corriente año, por ejemplo, aproximadamente 40 de cada 100 colombianos afirman que las tasas de interés de los préstamos que se ofrecen en los bancos, son altas. Además de esto, hay muchas otras cuestiones que hicieron preocupar principalmente a las autoridades del Banco de la República, principalmente en estos momentos donde la población en general se está viendo muy afectada en términos económicos en virtud del coronavirus.

Tasas altas: problema de muchos

Como expresamos en el inicio de este análisis, los usuarios del sector financiero que respondieron a la mencionada encuesta, aproximadamente un 37% afirmó que los bancos tienen por el momento las tasas de interés demasiado altas, por lo que resulta difícil aceptar esa condición de contratación y más aún poder después afrontar en tiempo y forma el pago de las cuotas. Pero no sólo el date queda en los bancos, sino que los clientes de las compañías que son financieras, aproximadamente el 30% también afirma que los intereses que se están pactando en este momento son demasiado altos.

Estamos en un momento en donde acceder a un crédito puede ser fundamental para hacer frente de manera rápida y fácil a obligaciones corrientes que no pueden ser cubiertas debido a la pérdida de ingresos de diversos sectores en Colombia. Se debe tener en cuenta que si se toma el promedio de las tasas que ofrecen los bancos más reconocidos, ellas se encuentran, cuando se trata de un crédito de libre inversión, en un rango de entre 20 y 25% aproximadamente de forma anual.

Más exigencias en condiciones y requisitos: lo que más complica a solicitantes

Lamentablemente, no sólo son altos los porcentajes de clientes que se quejan por los intereses fijados al capital que se solicita, sino que también muchos otros están preocupados porque en los bancos se piden demasiados requisitos que en algunos casos son difíciles de cumplir. Pero eso puede ser aún más agravante, cuando se analiza que en determinadas instituciones financieras, se están pidiendo más requisitos para poder tener crédito.

Esto de forma clara se desprende directamente del informe que fue puesto a disposición por el Banco de la República. Por ejemplo, en términos reales de la encuesta, el 15% de los consultados indicó que son cada vez más complicados los requisitos que los bancos piden para poder otorgar un crédito. Pero el número aumenta aún más cuando se trata de financieras, debido a que se trata del 18,8% (algo que preocupa a muchos, porque son generalmente las financieras justamente las que menos requisitos tienen cuando otorgan financiamiento). Lo que generalmente las instituciones que otorgan créditos más analizaba, era cuál era el historial de crédito que el cliente tenía, pero eso ahora quedó a un lado, y en lo que más se fijan es acerca de qué ingresos y qué egresos tiene de dinero, para así verificar si va a poder pagar una cuota.

Poca demanda de créditos: razones varias para analizar

Sin lugar a dudas que en Colombia, las distintas alternativas para solicitar un crédito son realmente muchas, pero lo que está sucediendo es que además de que las tasas son altas y los requisitos más complicados, no hay demasiadas solicitudes en virtud de que los colombianos en general, o perdieron sus ingresos de forma parcial o algunos otros directamente dejaron de percibirlos en su totalidad. Esto se debe a que hay, por ejemplo, mucho desempleo, que a nivel país se está ubicando en un promedio del 19% aproximadamente para el segundo trimestre del 2020, pero que en algunos casos llegó a ser de hasta el 20%.

Gestiones de forma dinámica: lo que se espera a futuro

Sin lugar a dudas son muchas las cosas que se esperan para lo que queda del 2020, pero una de ellas es que los bancos comiencen a repensar cuáles van a ser sus distintas formas de trabajar. En primer lugar, está el detalle de que las sucursales de los bancos en muchos casos permanecieron cerradas, por lo que el uso de la tecnología tanto interna como para clientes aparece como una prioridad en el corto y mediano plazo. Y por otro lado, sin lugar a dudas que los bancos en general como así también las financieras, deben inmediatamente reveer y también repensar, cuáles son las formas en que aplicarán sus distintos modelos de riesgo, producto de que la población en general se verá muy golpeada en los próximos meses y las condiciones para acceder a crédito no van a ser las mismas que en años anteriores