El Consejo de Estado definirá en un mes si mantiene o tumba el decreto que aumentó en el 7 % el salario mínimo del 2016, que está en 689.454 pesos.

La Corporación estudia una demanda que presentaron las centrales obreras en contra del decreto y este lunes el Gobierno argumentó que habría un caos si se cayera el mismo.

“No hay criterio jurisprudencial que diga que el Gobierno nacional debe atender a fijar el salario con fundamento en el IPC (…) la protección de costos que se hace tanto a nivel público y privado se hace en fundamento del salario mínimo, como el incremento de pensionados los descuentos por salud, los dineros de los pensionados”, señaló Constanza Duarte, abogada del Ministerio de Trabajo.

Por su parte Cristian Quijano, abogado de la Corporación Jurídica Integral de Colombia, dijo que el Gobierno debe asegurar que las personas de menores ingresos puedan acceder a servicios.

“Estamos viendo que el salario mínimo no está alcanzando, por lo que pedimos que se reajuste”, dijo.


Permitida su reproducción total o parcial citando la fuente