España lamenta decisión de liquidar Electricaribe

246

El gobierno español lamentó este martes la decisión de Colombia de liquidar Electricaribe, filial de la española Gas Natural Fenosa (GNF), intervenida desde hace cuatro meses por su precaria situación financiera.

“Dicha decisión no es acorde con la voluntad de diálogo que ha mostrado la empresa ni con su empeño de mejorar el servicio de distribución eléctrica, a pesar de las circunstancias adversas ajenas a la propia empresa”, declaró el ministerio español de Exteriores en un comunicado.

Este martes, la Superintendencia de Servicios Públicos Domiciliarios anunció la liquidación de Electricaribe, argumentando que la compañía ya no está “en condiciones de prestar el servicio de energía con la calidad y continuidad que se requieren”.

La filial de GNF, con más de 2,5 millones de clientes en la costa Caribe, fue intervenida a mediados de noviembre para garantizar el suministro ante el temor de que incurriera en cesación de pagos.

En su comunicado, el ministerio español de Exteriores dijo estar preocupado “ante la situación generada por la liquidación de una empresa cuya filial española es puntera en los sectores en los que opera y con gran sensibilidad social, que lleva años trabajando e invirtiendo en Colombia”.

Ofreció además su apoyo a GNF “si decide hacer uso de los instrumentos jurídicos a su disposición”, e instó a Colombia a seguir dialogando con la compañía española para poder “alcanzar una solución satisfactoria para todas las partes”

Gas Natural Fenosa anuncia demanda

Por su parte la empresa española de energía Gas Natural Fenosa pidió a Colombia que deje sin efecto su decisión de liquidar su filial Electricaribe, y anunció que ultima la presentación de una demanda ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones para ser indemnizada.

La demanda se podría presentar en las próximas dos semanas ante el Ciadi, un organismo de arreglo de conflictos que depende del Banco Mundial.

En un comunicado, Gas Natural aseguró que la decisión del Gobierno colombiano es “contraria al proceso de diálogo” abierto en los últimos meses con Colombia y también “al espíritu de profundización de las relaciones comerciales entre la Unión Europea y Colombia”.

Asimismo, “impacta negativamente” en el clima requerido para que se produzcan flujos de inversión internacional hacia ese país.

Ante esta situación, “a Gas Natural no le queda otra alternativa que acudir a una institución internacional para que resuelva la situación creada en la forma prevista en el Acuerdo Bilateral de Protección Recíproca de Inversiones entre España y Colombia”, remarcó la multinacional.

La demanda de GNF ante el Ciadi se está ultimando y que, mediante la vía del arbitraje internacional, Gas Natural buscará una indemnización “muy superior” al valor contable de Electricaribe, que es de 475 millones de euros.


Permitida su reproducción total o parcial citando la fuente