Canadá es un país que destaca por su riqueza natural y oportunidades de empleo, es por ello, que muchos sueñan con vivir en sus ciudades y gozar del estilo de vida canadiense. Sin embargo, conseguir la residencia no es sencillo, el proceso lleva tiempo y conlleva varios trámites y requisitos.

Estudiar en Canadá un curso de idiomas o un estudio vocacional es uno de los medios más recomendados para emigrar. Afortunadamente, hay una gran amplia oferta académica para estudiantes extranjeros. Estos cursos te permiten formarte profesionalmente en uno de los países con mejor calidad de vida en mundo y además, te sirven para abrirte camino hacia la residencia permanente.

Aprender inglés, el primer paso para la residencia permanente

Hablar inglés es un requisito indispensable para vivir en tierra canadiense, pues es el idioma oficial junto con el francés. De modo que, para ser residente permanente en el país alce lo mejor es tomar un curso de inglés y adquirir las habilidades lingüísticas necesarias para emigrar.

Por otro lado, las escuelas de inglés canadienses gozan de gran prestigio internacional y sus programas son impartidos por profesionales cualificados. Otra ventaja de estudiar inglés en Canadá es la posibilidad de practicar lo aprendido en las aulas en un entorno real y obtener la certificación del idioma.

El inglés es elemental para hacer estudios universitarios o vocacionales, así que tomar un curso de idiomas de GrowPro puede ser el primer escalón del camino hacia la residencia canadiense. Además, de que abre las puertas a mejores empleos y permite conocer gente de muchas partes del mundo.

Estudia un Co-Op en Canadá y vuélvete residente

Después de cursar un programa de inglés, lo más recomendable es seguir con un Co-Op, es decir, estudios vocacionales. Estos programas son como una carrera técnica universitaria y te brindan los conocimientos básicos para ejercer una profesión de alta demanda en tierra canadiense.

Además, estudiar un Co-Op permite trabajar legalmente en el país, de este modo, es posible costear la estancia y los gastos de estudio. Pues aunque el coste de vida de las ciudades es algo elevado, los salarios son acordes para vivir cómodamente y de vez en cuando, divertirse un poco y viajar por todo Canadá.

Lo más importante es que obtener la residencia permanente es más sencillo si estudias un Co-Op, pues de este modo, te será más sencillo cursar una carrera universitaria  y posteriormente obtener un empleo.

Una vez terminado los estudios vocacionales o universitarios, el siguiente paso es tramitar un permiso de trabajo para vivir y trabajar en Canadá después de la graduación. Contar con un post graduation work beneficia la solicitud de la residencia permanente.

Programas para solicitar la residencia permanente

Con tu permiso de trabajo en mano, buscas trabajo y comienzas tu estancia ¡como trabajador calificado en Canadá! Después de unos años trabajando podrás ser elegible para participar en un programa de residencia permanente.

Si quieres conocer cómo emigrar a Canadá desde Colombia , analiza tus opciones de estudio y pon manos a la obra.  Hay muchas opciones de estudios en las ciudades más importantes como Toronto o Vancouver, por ejemplo, un Co-Op en Business o en Digital Marketing de GrowPro.