Es esencial hacer uso de las plantas medicinales sin depredar los bosques ni dañar el medio ambiente.

“Cuando nos preocupamos por lo ambiental, social y económico en el manejo de los recursos naturales que provienen de la utilización de las plantas medicinales, estamos trabajando en un desarrollo sostenible que conjuga bienestar, salud y felicidad.” Explica el Gerente de Biocomercio de Labfarve y Director de Corpas Verde de la Fundación Universitaria Juan N Corpas, Gustavo Urrea.

No podemos pensar en cuidar nuestra salud si le hacemos daño al planeta, es por ello que el uso de las plantas medicinales debe tener como principio el manejo del desarrollo sostenible en sus prácticas, donde podamos hacer uso de sus beneficios mientras cuidamos el medio ambiente.

Esto es algo que deben tener en cuanta no solo las empresas que industrializan y procesan medicamentos para llevar a los pacientes, también es algo que debe practicar la ciudadanía en general en su cotidianidad.

¿De qué forma las plantas pueden ayudar a la población en general?

Se pueden abordar temas de la salud identificando especies que sean útiles para la sociedad en los distintos aspectos, como el sistema nervioso, sistema digestivo, sistema circulatorio, la piel entre otros.

Existe un principio muy interesante que denota cómo actúan las plantas en la membrana celular humana, y los beneficios que producen dependiendo del caso. El secreto está en identificar especies útiles que puedan aliviar dolencias y mejorar la salud de las personas.

Dependiendo de la dolencia se pueden tomar medicamentos de síntesis química o Fitomedicamentos (medicamentos provenientes de plantas medicinales) que puedan ser de gran ayuda.

¿Es necesario tener supervisión médica para usar tratamientos basados en plantas medicinales?

Siempre es mejor tomar cualquier medicamento bajo la supervisión médica, pero dependiendo del caso, y con conocimiento básico se pueden aliviar ciertos malestares; por ejemplo si usted tiene una indigestión y se tomó un sancocho muy grande y le cayó mal, usted con un agua de toronjil o yerbabuena, sin necesidad de que se lo recete un médico puede aliviarse, o un campesino en sus labores puede tener cierto maltrato o herida producida por un artículo u objeto punzante, se aplica café sobre la herida, esto le va a producir un alivio, un bienestar y puede evitar hasta que se infecte, allí no interviene la mano del médico sino la sabiduría popular y el conocimiento tradicional.

Evidentemente siempre es importante el rigor médico, pero sabemos que en muchos casos las personas no lo requieren, por lo general en ciertas dolencias simples.

Recomendaciones para el uso de las plantas medicinales para el manejo de ciertas dolencias o enfermedades

“Que tu alimento sea tu medicina y que tu medicina sea tu alimento. Basado en esto mi mayor recomendación viene desde la prevención y la mejor forma de hacerlo, es a través de la alimentación, lo que usa o consume cada persona. De esta manera es mejor utilizar ciertas especies para alivios menores, que pueden prevenir consecuencias o daños peores”. Señaló el Gerente de Biocomercio de Labfarve y Director de Corpas Verde de la Fundación Universitaria Juan N Corpas, Gustavo Urrea.

Por otro lado, es importante decir que Colombia es un país, donde el 35 % de la población no tiene acceso a la atención primaria en salud, quienes muchas veces se encuentran lejos y abandonados. Ellos hacen uso de las plantas medicinales y usan como una alternativa la farmacia natural que les da el bosque o sus entornos, y lo saben manejar muy bien. La necesidad es la madre de toda sabiduría. Allí la pertinencia del uso, adecuado, responsable y respetuoso de los fitomedicamentos y de los entornos donde se produce la medicina natural.

Acerca de LABFARVE
El Laboratorio de Farmacología Vegetal LABFARVE es una empresa que tiene más de 30 años en el mercado. Realiza investigaciones conjuntas con la Fundación Universitaria Juan N. Corpas en Bogotá – Colombia, contribuyendo significativamente en la conformación de grupos multidisciplinarios de profesionales en el área de la investigación acerca de la aplicabilidad de la flora medicinal colombiana; de esta manera enriquece los múltiples programas de medicina familiar y social en la Corpas.

LABFARVE tiene un exclusivo proceso de producción para la elaboración de sus productos, estrictos controles de calidad y estudios de estabilidad y toxicidad que determinan su seguridad y eficacia que inician desde la recepción de las plantas medicinales en estado natural hasta llegar al producto terminado.
Es un hecho el que en Colombia miles de familias viven actualmente de la industrialización de la flora medicinal, en lo que hace a la siembra, cosecha y proveeduría de material vegetal, su producción, distribución y comercialización, sin sumar aquellos que se encargan de elaborar todos los materiales de envase, empaque y demás insumos de la cadena de producción. Labfarve ha presentado importantes evidencias de logros palpables en la industria.

El potencial investigativo y de desarrollo de LABFARVE es ilimitado y se parte siempre de la premisa de realizar investigaciones sobre plantas medicinales promisorias, usando tecnología pertinente.