María Giovanna Castro Salas, na ingeniero industrial venezolana, egresada de la Universidad de Carabobo, es una importante colaboradora en el desarrollo y revisión de las cápsulas que se utilizarán para el rescate de los demás niños que aún están atrapados en la cueva de Tham Luang, ubicada en Tailandia.

La muchacha, que salió de Venezuela en 2014, se encuentra desempeñando su cargo como Gerente de Calidad en la empresa Wing Inflatables. Ella, junto con otro gran equipo de especialistas, son los encargados del proyecto que serviría como “plan B” en la labor de rescate.

Castro Salas fue contactada por el dueño de la empresa Tesla y Spacex, Elon Musk, para que se encargara de documentar las pruebas del prototipo, los chequeos de calidad de cada cápsula y las asignaciones logísticas.

El rescate de los 12 niños y su entrenador de una cueva en Tailandia, mantiene en vilo al mundo entero.

Estas cápsulas, sin embargo, aún no han sido utilizadas por el equipo de rescatistas. Se espera que pronto puedan usarse.

Ella es Maria Giovanna Castro Salas. Es Ingeniero Industrial de la Universidad de Carabobo. Salió de Venezuela en 2014 a hacer un máster y cuando se graduó, la empresa Wing Inflatables Inc. le dio trabajo como Program Manager (como estudiante) y luego la ayudó con la visa de trabajo. Ahora se desempeña como Gerente de Calidad y logró la certificación ISO para su empresa en 3 meses. Fue asignada junto a un gran equipo, al proyecto de las cápsulas que serán usadas como un PLAN B, en el rescate de los integrantes del equipo de Fútbol, atrapados en una cueva en Tailandia. Aún no se han utilizado. Hay que destacar que no es la diseñadora, sino que es la encargada de Documentar las pruebas del prototipo, chequeos de calidad de cada cápsula y asignaciones logísticas. Es otra venezolana “echaa pa’lante”. Otra venezolana de las buenas… #historiasdeemigrantes #Venezuela #USA 🇻🇪🇺🇸 @magiovacastro

Una publicación compartida por Sergio Novelli (@sergionovelli) el