Chapecoense y Atlético Mineiro perdieron los puntos, sufrieron además el descuento de otras dos unidades en el certamen y fueron multados con 100.000 reales (unos 30 mil dólares) cada uno por no haberse presentado a jugar entre ellos por la 38va y última fecha del tornero Brasileirao.

Debido al accidente aéreo sucedido en Colombia el 28 del mes pasado, en el cual murieron 71 personas, entre ellas gran parte del plantel de Chapecoense, dirigentes de ese club y de Mineiro decidieron el 1 de este mes no jugar el partido.

El Superior Tribunal de Justicia Deportiva (STJD) del fútbol brasileño determinó las sanciones amparándose en el artículo 203 del Código Brasileño de Justicia Deportiva. La sanción deportiva no modifica el panorama de ambos equipos en el certamen porque Mineiro ya estaba clasificado para la primera fase de la Copa Libertadores de América, mientras que Chapecoense también accedió al máximo certamen a nivel continental por ser el campeón de la Copa Sudamericana.

Mientras tanto, los demás equipos del Campeonato Brasileño rindieron un emocionado homenaje en la última jornada de liga al Chapecoense, que perdió a 19 de sus futbolistas y a casi todo el cuerpo técnico en la tragedia ocurrida en Colombia.

En todos los campos se guardó un sentido y riguroso minuto de silencio, salvo en el Arena Condá de Chapecó, donde los portones estuvieron cerrados. La CBF mandó al cuarteto arbitral por pura formalidad y decretó una derrota por 3-0 para cada equipo por incomparecencia.

Califica la noticia

Permitida su reproducción total o parcial citando la fuente