Isaac Vaghefi, profesor de la Universidad de Gestión de Binghampton, estudió el comportamiento de un grupo de 182 jóvenes frente al uso del móvil, el doble de mujeres que de hombres tenía una dependencia fuerte frente al uso de estos dispositivos móviles, llegando a ser en muchos casos totalmente una dependencia enfermiza.

El experimento

Vaghefi tuvo en cuenta los aspectos negativos del uso de los móviles:

  1. Nivel de dependencia (horas de uso al día).
  2. El nivel de autocontrol.
  3. El nivel de regulación así como la magnitud de las consecuencias negativas. La idea era que por cada pregunta que contestaran los jóvenes, de entre 17 y 22 años.
  4. también pudieran explicar cómo se sentían, si consideraban que esa sensación les resultaba muy dependiente o si eran capaces de controlar el impulso de usar el móvil.

Resultados

Al comprobar los datos demográficos de los resultados fue cuando dio con la curiosa estadística, por cada 3 personas, 2 eran mujeres y 1 un hombre. El estudio generó 5 tipos de adicción:

  • Reflexivos.
  • Asiduos.
  • Muy comprometidos.
  • Fanáticos.
  • Adictos.

En este grupo clasificó al menos un 7% serían adictos y un 12% fanáticos, por lo que casi un 20% de los usuarios usan normal de un móvil: “Si revisas tu correo electrónico constantemente, sin haber recibido ningún email, entonces posees un problema grave”, asegura Vaghefi.