Latinoamérica sigue luchando contra la discriminación de adultos mayores.

275

En la actualidad no hemos podido superar algunos comentarios discriminatorios para quienes han forjado nuestra historia y raíces con gran sacrificio. Dichas aseveraciones olvidan que en aquellos tiempos nuestros abuelos, sin los avances tecnológicos actuales, afrontaron todos los desafíos con tesón, empuje y gran entrega. Gracias a ellos, se logró la construcción de nuestras naciones y las expectativas y proyecciones que tenemos frente al siglo XXI.

El “Edadismo” o “Viejismo” ha sido parte de una corriente discriminatoria que nos debe llamar la atención y llevarnos a la acción urgentemente. Actualmente dicha situación es una constante en la publicidad, periódicos y distintos tipos de comunicación. Por esta razón, muchas personas que van adquiriendo la condición de adultos mayores no lo reconocen sino que, por el contrario, tratan de negarlo con tal de no ser objeto de tratos discriminatorios. Según un estudio realizado por la firma Nielsen y auspiciada por Pfizer Inc. en siete países de Latinoamérica, una de cada cinco personas del continente se siente incómoda con envejecer, por lo menos siete de cada 10 personas están preocupadas por temas asociados con el envejecimiento y una de cada cinco personas encuestadas han sido discriminadas por su edad.

Cada vez es más frecuente ver personas que se estiran las arrugas, modifican diferentes partes de su cuerpo con cirugías plásticas e inclusive se molestan cuando se hace pública su edad. Ante esto, y con el conocimiento que envejecer es un proceso natural de la vida, Pfizer Colombia puso en marcha la campaña “Envejecer con Orgullo”, que busca que todos los ciudadanos del país se quiten de encima los miedos y prejuicios frente al envejecimiento y acojan este proceso natural de la vida como una oportunidad de crecer personalmente y crear nuevas experiencias.

América Latina está en un proceso de envejecimiento acelerado. Cada vez la población vive más años y se reproduce menos, por lo cual es importante desarrollar las condiciones necesarias para que los niños del país crezcan entre personas mayores activas, saludables, felices y orgullosas de ser representantes de aquella generación que abrió caminos en la selva, conquistó alturas, desiertos, valles, costas, haciendo crecer siembras, todo para construir patria y condiciones de vida mejores para las siguientes generaciones.

“Envejecer con Orgullo” busca que todos los colombianos sientan orgullo de ser, o de llegar algún día a ser, personas mayores, haciendo visible las necesidades de una parte fundamental de la sociedad, que tiene derecho a continuar construyendo un futuro lleno de nuevas experiencias basado en un entorno de respeto, orgullo y dignidad. Así mismo, es importante crear modelos para un envejecimiento activo y saludable en donde, al igual que un espejo, los niños colombianos quieran verse reflejados en sus abuelos y aspiren algún día a ser como ellos.

Dr. Juan Carlos Molina, geriatra