¡Los mismos, con las mismas!

395

Cuando los analistas políticos, líderes de opinión y buena parte de los colombianos estaban concentrados en digerir los grandes escándalos de corrupción que han impactado a los nefastos gobiernos neoliberales –con mayor énfasis durante la época de Álvaro Uribe Vélez y Juan Manuel Santos–, el ministro del Interior, Juan Fernando Cristo, lanza una cortina de humo, presentando una Reforma Política para desviar el blanco de las críticas.

Por las valientes denuncias del precandidato presidencial del Polo Democrático, Jorge Robledo, se conoció que el caso Odebrecht arrastra a la Junta Directiva del Banco Agrario, que le prestó $120.000 millones al consorcio Navelena-Odebrecht, implicando a los ministros Aurelio Iragorri, de Agricultura y Mauricio Cárdenas, de Hacienda, así como a Juan Hernández, delegado del presidente Santos, una de las puntas del iceberg de la corrupción de “cuello blanco”. Cabe recordar que además fueron denunciadas las exministras de Transporte y de Educación de Santos, Cecilia Álvarez-Correa y Gina Parody, en relación con el trazado y la ampliación de la Ruta del Sol II, tramo Ocaña-Gamarra, zona donde tendría intereses económicos la familia de Parody, quien también fue ministra de Uribe Vélez.

El Gobierno hace todo lo necesario por salvar a sus alfiles. El mismo Mauricio Cárdenas y Juan Carlos Echeverry –actual presidente de Ecopetrol y el de la mermelada– tienen otras investigaciones y están obligados a responder por los cerca de $12 billones que se perdieron en Reficar. Santos encontró su aliado en el Fiscal General, Néstor H. Martínez, que en vez de asumir la investigación contra las campañas presidenciales del uribismo y el santismo, la transfirió al Consejo Nacional Electoral, de origen político, compuesto por cinco magistrados, de los cuales cuatro son del uribismo-santismo, y al único que representa a las minorías, lo apartaron del conocimiento de los procesos: “yo te absuelvo y tú me absuelves”.

El Fiscal fue denunciado por Robledo por conflictos de intereses: “En unos casos viola la ley como ministro y en otros como Fiscal. El CONPES 3817 de 2014 que autorizó el contrato de la adición a la Ruta del Sol de Gamarra-Ocaña es ilegal, y este tuvo la firma del Fiscal, quien para ese momento era ministro de la Presidencia…Y como Fiscal habría incurrido en faltas por no declararse inhabilitado, entre otras cosas por ser amigo “entrañable” de Luis Carlos Sarmiento, beneficiado con los contratos de Odebrecht;…el Fiscal no se dio cuenta… que la Contraloría había advertido el 28 de diciembre sobre posibles riesgos con el contrato de Navelena…También dejó pasar que el Banco Agrario había prestado $120 mil millones a una empresa cuando ya había estallado el escándalo de Odebrecht y que la Supersociedades había dicho que los socios del Consorcio estaban en quiebra… En el caso de Navelena también aparece el nombre de Otto Bula, en algún tipo de relación con Odebrecht, que condujo al pago de una comisión de éxito de $4 mil millones…Corficolombiana, empresa de Sarmiento Angulo, fue la que tramitó el crédito y es una de las razones por las que el Banco Agrario otorgó el préstamo, porque había un respaldo por la firma Martínez Neira Abogados”, señaló. Pero la Reforma Política busca perpetuar a los “mismos con las mismas”. ¡Estoy ‘mamao’, basta ya!

Por: JOSÉ ARLEX ARIAS ARIAS
Comunicador Social – Periodista
arlexariasarias@yahoo.com