El COVID ha transformado el mundo en el que vivimos, pero la adaptación no sólo supone sobrevivir sino avanzar.

Este es el caso de Yolanda Parralejo Mansilla  Directora-Gerente de YOLEVENTS en España, que antes de que apareciera la pandemia decidió darle un giro a las empresas de Eventos.

Buscó relacionar los mismos y sus proyectos con la educación social para la sociedad y ofreciendo una promoción cultural que amplíe las perspectivas educativas, laborales, así como la participación social.

Busca romper los estereotipos de la sociedad. Transmitir de la forma más correcta con honestidad y decisión, aunque resulte a veces difícil de lograr, como dijo STEPHEN COVEY “los actos siempre hablan más alto y más claro que tus palabras” hay que interiorizar lo que queremos expresar sino nunca será una realidad

Todo ello le permite poner su talento creativo e innovador en diferentes eventos en donde se educa y buscar la inclusión luchando contra el rechazo.

Ella se pregunta porque en las ofertas de trabajo siempre o casi siempre buscan una edad joven, acaso una persona con edad avanzada ¿no puede ejercer el mismo trabajo?

Su respuesta es un SI   rotundo, pues ella opina que la sociedad en la que vivimos no se valora la personalidad de las personas. No todo es un cuerpo o una cara bonita pues detrás de esa fachada siempre existe una personalidad con grandes recursos lo que veo que estamos en una sociedad que no se valora las personalidades de las personas.

En los actos y eventos que patrocina siempre se les da oportunidades a artistas, modelos, fotógrafos que están empezando a expresar que quieren hacer en la vida.

Tiempos nuevos, nuevos enfoques y nuevas perspectivas para nuevas formas de ver el mundo de los nuevos tiempos.

El mundo de los eventos según las palabras de Yolanda Parralero “se caracteriza por ser el replanteamiento estratégico de nuevos planes de empresa basados en la evolución e impacto del coronavirus en el mercado y sociedad. Desde este sector se debe trabajar estos aspectos para revertir el shock de demanda negativo.

Ya no se planificará a tan largo plazo. A partir de ahora se deberá estar pendiente de los posibles escenarios que puedan darse como puede ser la aparición de nuevos rebrotes. Algunos aspectos en los nos debemos reinventarnos son: la producción, la relación con el cliente o la nueva realidad social.”

Por José Luis Ortiz