Alrededor de la lubricación se han creado mitos que llevan a cometer errores y a usar el aceite de los motores de manera incorrecta. Los mitos se refieren a que no todos los automóviles consumen aceite, que cambiar de marca puede dañar el motor o que es preferible dejar muy bajo el nivel del lubricante del carro, antes que usar otra marca, por citar los más comunes.

Por esta razón, Petrobras nos envió una guía para despejar dudas acerca de la lubricación del automóvil, que también pretende esclarecer algunos conceptos que no son difundidos adecuadamente:

1. Mi auto no consume lubricante: falso. Todos los carros consumen lubricantes que se van quemando gradualmente con la cámara de combustión. En los vehículos más antiguos el proceso es más rápido, pero en general, el consumo de aceite depende del año de fabricación y del tipo de vehículo.

2. ¿Si se mezclan lubricantes diferentes, éstos no se cortan?: verdadero. Los lubricantes de marcas diferentes no se cortan al mezclarse. De hecho, si el lubricante aparece cortado en la varilla es porque se está filtrando el agua al cárter. Si el lubricante se ve ‘lechoso’ es porque hay mucha filtración de agua, lo cual es grave. En este caso, hay que hacer un cambio de aceite de inmediato, además de una revisión mecánica.

3. Un lubricante con más cuerpo lubrica mejor: falso. Un lubricante grueso no necesariamente es mejor. Antes se requerían lubricantes viscosos porque las piezas de los motores no eran diseñadas con mucha precisión y no ajustaban bien entre ellas. Ahora, los avances tecnológicos hacen posible la fabricación de piezas con alta precisión que permiten un ajuste casi perfecto, que favorece el uso de lubricantes menos viscosos.

4. El filtro del aire tiene que ver con el cambio del lubricante: verdadero. Si el filtro de aire no retiene bien la suciedad del ambiente, se perjudican las propiedades del lubricante. Una de las razones principales por las que se debe cambiar un lubricante de motor es por la cantidad de contaminantes que recibe. Por eso, es recomendado cambiarlo entre los 5.000 y los 7.500 kilómetros.

5. Agregar aditivos mejora el rendimiento del lubricante: falso. Un buen lubricante ya contiene todos los aditivos necesarios para su óptimo rendimiento.

6. Los carros pueden usar diferentes marcas de lubricantes: verdadero Técnicamente, los lubricantes se diferencian por su calidad y viscosidad y no por su marca. Ningún motor requiere ser lubricado sólo por una marca determinada. Lo que sí es muy importante es que al cambiar de lubricante debe ser compatible con el nuevo.

7. ¿Cuándo el vehículo es nuevo se puede usar cualquier lubricante?: no es recomendable. Lo mejor es usar un lubricante multigrado (SAE20W-50, SAE 10W-30) en el máximo nivel API de calidad o superior, porque con esas características se protege el motor durante el arranque en frío y se garantiza que el carro esté en perfectas condiciones por más tiempo.

8. ¿El motor funciona perfecto si el lubricante no se reduce nunca?: falso. Tras los intervalos de servicios recomendados, se debe medir el nivel del lubricante. Si éste no se reduce ni una línea, el motor no está funcionando bien, ya que puede estar pasando gasolina al aceite.

9. El lubricante de motor debe ser claro y el lubricante de engranaje oscuro: falso. Los lubricantes son formulados, mezclándose básicos y aditivos. Su color final dependerá del color del básico y del aditivo, que fueron utilizados en su formulación. Además el color no tiene ninguna influencia en el desempeño del aceite.

Califica la noticia

Permitida su reproducción total o parcial citando la fuente