Con motivo del mes de la mujer y como preámbulo a la Copa América Argentina 2020 Colombia, el Hotel Conrad Cartagena convocó un conversatorio llamado “Tiempos modernos: las mujeres se toman la cancha” en el cual se debatieron aspectos relacionados al empoderamiento femenino en el periodismo deportivo, y los medios en general. Para cumplir este objetivo se presentaron las historias de algunas mujeres que gracias a su perseverancia y empuje, lograron establecerse un lugar de poder en un entorno altamente masculino como lo es el periodismo deportivo.

Jenny Gámez, editora de uno de los portales web más reconocidos en temas deportivos del país, dirigió el conversatorio junto a Lizet Durán, presentadora, comentarista y analista de ESPN; y Verónica Brunati, periodista deportiva, la cual ha construido su trayectoria en medios de comunicación europeos como AS, Marca, TNT Sports, entre otros.

“El rol de la mujer ha venido cobrando mayor importancia en todos los sectores, nuestro propósito es que cada vez se evidencie la igualdad que debe existir sin importar el campo laboral donde se desempeñe, la industria del turismo lo ha entendido así y por eso en Conrad promovemos iniciativas para lograr este objetivo y para generar espacios como este encuentro”, afirmó Ana Vélez, Directora Ventas y Mercadeo de Conrad Cartagena.

Estas mujeres son figuras reconocidas en la participación e importancia del género en el periodismo deportivo y por esto se sentaron a discutir el rol de la mujer en este campo.

“Cuando yo dije voy a ser periodista deportiva, desde el día uno tuve en la cabeza que iba a amar el proceso sin esperar el resultado. Yo no sabía que iba a llegar a donde estoy hoy, no sabía que para mí iba a ser tan gratificante y tan hermoso sentarme a hablar de futbol con grandes figuras y con quienes yo quise tomarme una foto algún día”, afirmó Lizet Durán al referirse a como inició su trayectoria en el periodismo deportivo, y como al llegar a Bogotá con su hija -a la cual tuvo a una temprana edad- se le presentaron muchos obstáculos, principalmente por el hecho de ser mujer y querer incursionar en ese campo.

Por otro lado, se discutió sobre la importancia de educar a la audiencia para que el hecho de ser mujer no predisponga la recepción del mensaje por parte de los espectadores. En muchas ocasiones, la opinión de la mujer es subvalorada y tiende a ser más criticada cuando del campo del deporte se trata. “Necesitamos una educación de la audiencia, que no compare y que no se fije en que si tiene pelo largo o si es una figura femenina la que está frente a la cámara, si no que observen que sea una persona simplemente capaz”, afirmó Gámez.

Poco a poco los temas de empoderamiento femenino han tomado más fuerza, y gracias a mujeres como las anteriores, se han ido abriendo oportunidades y se han roto estereotipos que les permiten a las mujeres visionarse en campos profesionales que hace unos años podrían haber sido “para hombres”.

“Es una necesidad que las jóvenes, niñas y mujeres de todo el mundo, conozcan sus capacidades y entiendan que no existe un límite para sus sueños y aspiraciones, menos aún por maravilloso hecho de ser mujer”, concluyó Verónica Brunati.