Cuando Dusan Vinžík decidió ir a hacer bicicleta de montaña con su amigo, nunca imaginó lo que vendría después cuando vio aparecer a un enojado oso frente a el.

Entonces el oso, que pareció haber salido de la nada, comenzó a perseguir a su amigo mientras Vinžík lo capturó todo con la cámara en su casco.

Todo esto sucedió en Malinô Brdo, Eslovaquia. Y en el video puedes ver como Vinžík comenzó a gritar lo más fuerte que puso para alertar a su amigo del peligro.

Por suerte el oso desapareció cuando los árboles le cortaron el camino. También vemos que el ciclista que fue perseguido por el animal se detiene, lo cual es algo bueno porque más adelante el camino tenía un giro que probablemente lo hubiera llevado al oso.

Los ciclistas no tienen idea porque el oso se alejó – quizás los gritos de Vinžík lo asustaron. Una cosa es segura, será una rodada para recordar.

Permitida la reproducción total o parcial citando la fuente