El presidente Iván Duque sancionó el pasado jueves la ley 1968 de 2019 o Ley Ana Cecilia Niño, la cual prohíbe a partir del 1 de enero de 2021, el uso del asbesto en el territorio nacional.

Esta sanción se da luego de que el pasado 11 de junio fuese aprobado por unanimidad la iniciativa en cuarto debate en la Cámara de Representantes.

“Celebramos que el Presidente haya sancionado la ley Ana Cecilia Niño, con la cual se salvarán miles de vidas. Colombia entró por fin a hacer parte de las decenas de países que hacen realidad el sueño de un territorio libre de esta peligrosa fibra, hoy triunfó la salud”, afirmó la senadora Nadia Blel, autora de la ley.

A partir de la promulgación y expedición de esta ley, no podrán otorgarse licencias o permisos para la explotación y exploración del asbesto en Colombia, esto con el fin de evitar las graves repercusiones que tiene este material no sólo para la salud de los trabajadores sino también para las personas que viven en los alrededores de la mina.

Asimismo, a partir de este momento el Gobierno Nacional, en cabeza del Ministerio del Trabajo, de Salud y Protección Social, Ambiente y Desarrollo Sostenible, así como de Comercio Industria y Turismo, contará con un periodo de cinco años para formular una política pública que cree medidas regulatorias para sustituir el asbesto instalado de una manera segura en todo el país.

La ley Ana Cecilia Niño, le ordena también al Gobierno Nacional crear el Plan de Adaptación para que los trabajadores de la industria del asbesto puedan tener una alternativa laboral. Adicionalmente se crea una protección especial para los trabajadores de la mina del municipio de Campamento, Antioquia con el fin de que se siga generando desarrollo en la región.

Finalmente, en un plazo máximo de 6 meses el Gobierno deberá reglamentar una ruta de atención integral para personas expuestas al asbesto, mediante la cual se deberá suministrar información y orientación acerca de los derechos, medidas y recursos con los que cuenta, y de atención en salud, incluyendo los exámenes médico legales y especializados orientados al diagnóstico y tratamiento.