Revista Semana quiere “generar una guerra con Venezuela”

160
El primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela, diputado Diosdado Cabello

El primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela, diputado Diosdado Cabello se pronunció este sábado para alertar sobre las presuntas intenciones de la revista colombiana ‘Semana’.

Cabello afirmó que la reciente edición de la revista, en donde se dedicaron 14 páginas para abordas los continuos conflictos que ha tenido ese país con Venezuela, lo que quiere es “generar una guerra” entre ambos países

Asimismo, el dirigente oficialista afirmó que “Semana” es dirigida por un sobrino del presidente Juan Manuel Santos.

“Alerta, la revista Semana de Colombia, dirigida por un sobrino del Ptde. Santos, trata a todas luces de provocar una guerra con Venezuela“

Advirtió a través de su cuenta de Twitter.

Recientemente, el mandatario colombiano denunció a su homólogo Nicolás Maduro la presencia de aproximadamente 60 militares venezolanos en territorio colombiano, en donde habrían izado la bandera de Venezuela y causado daños a cultivos.

Gobernador de Arauca habla de “objetivo oscuro” de Maduro

El gobernador del departamento colombiano de Arauca, Ricardo Alvarado, aseguró este domingo que lo que ocurrió esta semana fue un “desembarco” de militares venezolanos en tierras colombianas. Para él, este hecho no corresponde a un acto casual, sino que tiene “una intencionalidad” que todavía no está clara.

Alvarado también descartó la argumentación del Gobierno del presidente Nicolás Maduro sobre el cambio del curso del río Arauca para decir que antes esta tierra era venezolanos, y dijo que si eso fuera cierto, habría mucho territorio que podrían reclamar los colombianos.

Lo que hubo fue un desembarco

“Pero analizando entre líneas podemos presumir que debe existir una motivación diferente, debe existir un objetivo. Yo quisiera pensar que Venezuela lo que buscaba a través de este acto es poner nuevamente en la agenda las dificultades limítrofes que existen entre los dos países. No creo que se argumente que las dificultades que puedan surgir en el vecino país hayan sido una motivación para una situación de este tipo”, dijo a El Tiempo.

Asimismo, ratificó que no existen vestigios en los últimos tiempos de que se hubiese cambiado la orientación del río. “Es posible que hace muchísimo tiempo hubiese tenido un nuevo curso, pero eso no es lo que se evidencia ahora”, añadió. “Lo que hubo fue un desembarco para colocarse en territorio colombiano, hacer un campamento e izar una bandera”, argumentó.