Soldado ruso murió tras ser atacado con un dron ucraniano mientras defecaba en el campo

2129

Más parece una acción de influencia para dañar la moral del enemigo que un ataque efectivo, dada la desproporción entre el coste del material utilizado y los efectos conseguidos en cuanto a bajas se refiere. El vídeo se ha difundido por redes sociales y muestra cómo un soldado ruso es atacado con una bomba lanzada desde un dron ucraniano.

La grabación ha sido rápidamente difundida con todo tipo de comentarios, más o menos afortunados, como el de que el militar ha tenido una “muerte de mierd*”.

La larga duración del conflicto generado por Rusia y las acciones que perpetra su ejército contra objetivos civiles, como el registrado días pasados en un centro comercial repleto de personas, presentado como “tarjeta de visita” a la cumbre de la OTAN que se celebra en Madrid, provocan la respuesta con ataques como el reflejado en el vídeo. Moscú, que ignora los principios generales de la guerra, no puede pedir que sus rivales tengan la más mínima piedad con los que les han invadido a sangre y fuego.