Durante una rueda de prensa Enrique Balbi, portavoz de la Armada Argentina, ha declarado que “no hay rastros  en la superficie que indiquen que hubo una explosión hacia afuera”, y  que se trató de un evento interno que se conoce como implosión.

Balbi, agregó que el Pantera Plus, un sumergible ruso con una capacidad máxima de operación de 1.000 metros de profundidad, que cuenta con un sonar de escala amplia que le permite escanear una onda sonar hasta 300 metros a la redonda, efectuará una inmersión en aguas argentinas para tratar de establecer contacto visual con el rastro detectado por el buque Angelescu a una profundidad de entre 700 y 900 metros en el sector noreste de la zona de búsqueda.

El vocero de la Armada, no anunció ante los medios el tiempo que durarán estos operativos de búsqueda del ARA San Juan, y agregó que las condiciones del clima juegan en su contra, pero continuarán hasta que se agoten “todos los medios disponibles”.

 


Permitida su reproducción total o parcial citando la fuente