Este viernes, la moneda venezolana registró una drástica caída en el mercado cambiario de la frontera, al cotizarse a 0,32 pesos para la compra y 0,37 para la venta para las operaciones en efectivo, reseña La Nación.

Según los cambistas, la caída es producto del encarecimiento del dólar libre y de la sobreoferta de bolívares. 

A tempranas horas de la mañana, el precio del bolívar para la compra osciló entre 0,32 y 0,33 pero eran pocas las casas de cambio del corregimiento de La Parada que recibían la moneda venezolana. Cerca del mediodía resultaba casi imposible cambiar bolívares por pesos, pues los cambistas no efectuaban la transacción.

Solamente se dedicaban a vender bolívares a los clientes que acudían con pesos. El precio de venta comentó a 0,38 pesos y más tarde bajó a 0,37 pesos por bolívar.

Iniciando la semana, el bolívar se cotizaba a 0,37 pesos para la compra y 0,40 para la venta. Aunque los operadores de las casas de cambio atribuyen la caída al encarecimiento del dólar libre, que según ellos superó los ocho mil bolívares, también consideran que en la drástica caída influye la sobreoferta de bolívares existente en el mercado cambiario.

Señalan que hay personas que llegan a comprar dólares por distintas razones, ya sea por viajes, negocios, inversión, ahorros, etc., y otros miles de venezolanos vienen a la frontera todos los días a comprar productos de primera necesidad, lo cual hace que el mercado cambiario se sature de bolívares y genere tendencia a la baja, debido a la excesiva oferta. También es sabido que la tasa de cambio en la frontera es establecida por páginas web, sin criterios claros.


Permitida su reproducción total o parcial citando la fuente