Por el supuesto incumplimiento de un acuerdo para la producción de cuatro películas, el famoso director de cine estadounidense Woody Allen levantó una demanda contra los estudios de Amazon y solicita una indemnización por 68 millones de dólares.

Según el recurso interpuesto por Allen, la compañía de televisión se ha negado a difundir la última producción del reconocido director llamada “A rain day in New York” (“Un día lluvioso en Nueva York”), cinta que fue terminada hace seis meses.

El motivo por el que la película no ha sido difundida sería una acusación por acoso sexual presentada en contra de Woody Allen hace 25 años. Dylan Farrow, hija del cineasta, acusó al cineasta de abusar de ella cuando tenía apenas siete años, Allen ha negado estos hechos en repetidas ocasiones.

En la demanda presentada este jueves, el director de cine recrimina a la compañía de televisión por haber dado “razones vagas” para no cumplir el acuerdo al que habían llegado ambas partes y así abandonar el proyecto.

“Amazon ha intentado justificar su acción haciendo referencia a una acusación sin fundamento de hace 25 años en contra de Woody Allen, pero esa acusación ya era bien conocida por Amazon, antes de que Allen y la compañía firmaran los cuatro acuerdos” asegura el texto redactado por los defensores del reconocido director.

El escrito de los representantes legales de Allen sostiene que después del nacimiento del movimiento contra el acoso sexual #MeToo en enero de 2018, Amazon le propuso al director de cine que la difusión de la película producida se aplazara hasta el 2019 y él aceptó.

Sin embargo, el mismo documento agrega que en junio de 2018 Ajay Patel, consejero general de emisiones, envió una notificación en la que daba por terminado el acuerdo para la producción de las cuatro cintas, además, aseguraba que Amazon no tenía intención alguna de distribuir las producciones.

Woody Allen, solicita el pago de la indemnización justificando “los pagos mínimos” derivados de la producción de los cuatro largometrajes, una compensación por los daños y los honorarios de los abogados.