Viajar por Colombia es una experiencia gratificante. El nuestro es uno de los países más bonitos del mundo puesto que, además de una riquísima cultura, ostenta alguno de los paisajes más visitados como San Andrés, Barú, Cartagena de Indias o Bogotá. Sin embargo, detrás de estos destinos muy concurridos se esconden otros sitios igual de emocionantes y sin tanta difusión. Descúbrelos a continuación.

Isla Barú.

La cercanía con Cartagena de Indias la transformó en uno de los sitios con playas de lujo que compite cabeza a cabeza con San Andrés. Si bien no corresponde a un paraíso oculto, destacamos a esta Isla ya que en los últimos 5 años ha crecido de manera exponencial.

Playa blanca, Barú David Shankbone

Además, puedes aprovechar las habitaciones con vista al mar de esta famosa cadena hotelera para que tu estadía sea realmente única y sólo tengas que preocuparte por descansar. Puedes llegar a la Isla Barú por vía terrestre (salen micros desde el Mall Plaza El Castillo) o por vía acuática desde el muelle de Cartagena con destino hacia las diferentes opciones del Rosario. Playas de arena blanca, agua transparente y servicios económicos transforman a este destino en una parada obligada.

Nemocón, Cundinamarca.

Llegar a este pequeño pueblito minero es muy sencillo, gracias a su cercanía de Bogotá.

Mina de sal Nemocón, Cundinamarca.

De esta manera, una vez que recorras a la capital colombiana puedes expandirte hacia destinos adyacentes que se encuentran a pocos kilómetros. Las minas de sal de Nemocón están abiertas a los turistas y podrás recorrerlas de punta a punta viendo como los espejos de agua se combinan con las luces colocadas artificialmente que despiertan a todos tus sentidos.

Parque Nacional El Tuparro.

arque Nacional El Tuparro.

Se trata de una reserva natural y protegida de varias hectáreas sobre el departamento de Vichada. En su interior se encuentran ríos de caudales violentos, todo tipo de flora y fauna entre las que se destacan los jaguares, tapires y cientos de aves.

Punta Gallinas.

Punta Gallinas.

Ubicada en el extremo norte de Colombia, Punta Gallinas tiene paisajes espectaculares que se entremezclan constantemente. Es frecuente pasar de un desierto hacia la playa o alternar entre las bahías e inmensas dunas. Puedes alojarte en alguno de los hoteles cercanos a la playa y deleitarte con la mejor gastronomía local. Además, hay excursiones para convivir durante algunas horas con los Wayuu, indígenas de la zona.

Reserva Río Claro.

Reserva Río Claro

Antioquia se destaca por su naturaleza, y la reserva Río Claro es uno de los máximos exponentes de las bondades naturales de la región. Llegar hacia este sitio es una excelente forma de relajarse, ya que se puede descansar al borde del río transparente con las formaciones en mármol y el cañón que abraza el escenario. Además, esta reserva se destaca por su fácil y rápido acceso ya que se encuentra a menos de 3 horas de la capital. Rafting, canopy, ecoturismo en cavernas y avistamiento de aves son algunas de las actividades para realizar.

Cerro Azul.

Cerro azul San José de Guaviare

Su apodo nada tiene que ver con la realidad: se trata de un gigante rocoso que sobresale entre medio de la selva. Ubicado a 47 kilómetros de San José de Guaviare. Este cerro tiene color rojizo y en él pueden vislumbrarse todo tipo de pinturas rupestres. Es uno de los sitios con mayor valor histórico de Colombia y se encuentra fuertemente protegido.

Santuario de Las Lajas.

Santuario de Las Lajas.

Cualquier similitud con los castillos de la Trilogía del Señor de los Anillos es pura coincidencia. El Santuario de las Lajas lejos está de parecerse a un castillo, pero su ubicación rodeado de cerros y naturaleza lo hacen único. Se trata de la iglesia católica que cuelga sobre el puente del río Guáitara, próximo a la frontera ecuatoriana. Esta construcción neogótica fue destacada por la prensa británica como una de las más lindas del mundo y motivo de orgullo del departamento de Nariño.

Parque Nacional Utría.

Parque Nacional Utría.

Este parque protegido de Chocó cuenta con un atractivo especial: se pueden ver a las múltiples ballenas jorobadas danzando sobre el agua. La calidez de la zona permite que estos cetáceos se acerquen para tener sus crías y alimentarse antes de partir hacia aguas profundas. En este parque también pueden realizarse diferentes excursiones, aunque sin molestar a la fauna.