En Colombia, uno de los sectores que han protagonizado el crecimiento de la economía en los últimos años es el turismo, de allí que fuera denominado como ‘el nuevo petróleo del país’, sin embargo, ahora está requiriendo de pautas que promuevan su reactivación, como impulsar un turismo bioseguro y responsable, promover los viajes locales y apostarle al ecoturismo como una nueva fuente de viajes en Colombia.

El país ha sido uno de los líderes en la reactivación turística en la región, lo que ha permitido la reapertura de hoteles, restaurantes y sectores del comercio afines a esta industria. Datos recientes de Cotelco señalan que, para la Semana Santa de 2021, la ocupación fue del 37.34%, cifra que no se compara con el 1.78% registrado el año anterior.

Sin embargo, para que esta reactivación sea sostenida, debe ir de la mano con la responsabilidad de viajeros y prestadores turísticos por mantener los protocolos de bioseguridad, como el uso del tapabocas, el lavado de manos constante y el distanciamiento social. Esto es un factor clave para lograr que el crecimiento se mantenga a lo largo del tiempo, adaptándose a la nueva normalidad que vivimos.

Teniendo en cuenta las medidas de bioseguridad impuestas por el Gobierno Nacional, el turismo local se vuelve una prioridad para la reactivación económica dentro del país, ya que Colombia cuenta con una gran oferta turística de primera calidad para todos los gustos y presupuestos. Por eso, en esta reactivación es importante tener presente fortalecimiento de los destinos nacionales, lo cual es crucial para impulsar la generación de empleo formal y la inversión no solo en las principales capitales, sino también en los municipios más alejados del país, muchos de los cuales viven de manera directa e indirecta del turismo.

Y finalmente, la reactivación turística debe apostarle al turismo de naturaleza o ecoturismo, porque gracias a su gran biodiversidad y variada geografía, Colombia es uno de los lugares preferidos para las personas que buscan conectarse con la fauna y la flora, en medio de maravillosos paisajes. En esta nueva normalidad turística, este tipo de viajes ha tomado gran importancia ya que permite estar en espacios abiertos y en contacto directo con la naturaleza.

Colombia se destaca en diversos tipos de turismo de naturaleza, uno de ellos es el avistamiento de aves, gracias a que es uno de los países con mayor número de especies a nivel mundial. Esta práctica puede ser realizada en diversas regiones, como el Chocó, la Zona Andina, el Amazonas e incluso el Caribe, donde, muy cerca de Barranquilla, vía Santa Marta, se encuentra el llamado ‘Aeropuerto mundial de aves’. Este tipo de turismo, manejado de manera responsable, permite dinamizar la economía mientras impulsa la conservación de las especies y su hábitat.