«La Agenda Setting» es aquella teoría que postula que los medios de comunicación de masas tienen una gran influencia sobre el público al elegir qué asuntos son de interés y cuáles se masifican y durante cuánto tiempo. En ella se fija qué es lo importante en un periodo de tiempo . En pocas palabras , La Agenda Setting es una fijación de una agenda, enclavada en la mente del espectador, a partir de la masificación de información por parte de los medios de comunicación.

Esta teoría tiene ciertos parámetros como; lo que no entra en la agenda de los medios NO existe; Los aspectos en los que los medios ponen atención afecta la percepción que tiene el público sobre distintos asuntos; la forma en cómo se presenta el asunto afecta el desenlace final; los lectores difícilmente podrán reflexionar, analizar, discutir, de temas omitidos por los medios.

En este titular podemos denotar cómo este medio de comunicación, propiedad del grupo Gilinski, también envuelto en los Pandora Papers, no enfatiza el hecho de que el Director de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacional, encargado de ejercer control del debido cumplimiento de las obligaciones tributarias, aduaneras y hasta la protección del orden público económico nacional, haya aparecido en los Pandora Papers como evasor de impuestos con una firma creada en un paraíso fiscal, algo completamente contradictorio entre su función pública que debe vigilar que no se haga lo que él hizo. El foco del titular redirige al espectador a que es una maniobra para sacarlo de su puesto y no precisa lo importante, que está envuelto en la evasión fiscal y deba pagar una condena por eso, por lo menos, abandonar el puesto.

Falcao es y será trending en Colombia, aunque una noticia global sobre el hurto de nuestros impuestos éste sucediendo. Nótese cómo redactan la noticia en torno a Pandora Papers.

En estas dos imágenes apreciamos varios ítems de cómo imponen una agenda en nuestro día a día, de Radamel se destinan hasta 4 publicaciones por día, mientras que a día de hoy, no se ha vuelto a hablar de los Pandora Papers, ni de los empresarios vinculados, políticos, ex presidentes y hasta el director de la DIAN. 

Piñera, juicio aprobado y destitución en camino 

De ejemplo debería servirle a Colombia las democracias hermanas. Cuando Fujimori salió salpicada en Odebrecht, su cabeza fue a parar en la Guillotina de la destitución. Lula, ex presidente de Brasil no ha vuelto a salir a la calle como libre. Peña Nieto y su canciller a punto de ir presos, y en Colombia Zuluaga se prepara para representar al icónico partido idolatrador de la seguridad democrática uribista en la próxima contienda presidencial, Santos sigue libre y solo pagaron los platos rotos los menos burocráticos , Besaile y ñoño Elías.

Vale recordar que cuando el punto del debate de Odebrecht estaba más adelantado, la
senadora uribista Paloma Valencia destapó un video donde Gustavo Petro, hoy aspirante a las presidenciales, recibía un dinero, la atención de la agenda setting se centró tanto en Petro que la conversación del día a día cambió, el colombiano pasó de hablar de la frustración de Odebrecht a hablar de Petro. La Corte evidenció que Petro era inocente, pero el plan se cumplió, retrasar todo lo que tenga que ver con la firma brasilera y desviar la atención del tema. Cabe resaltar que esta estrategia de manipulación mediática fue similar a la implementada en México en contra de Manuel López Obrador y su hermano, quien casualmente, en el momento más espléndido de la investigación de Odebrecht, cuando Peña Nieto, sus cancilleres y hasta el gerente de la empresa pública de petróleos de México (PEMEX), se veían acorralados, desde la cámara, una opositora, sacó un video de Pio, hermano de AMLO, recibiendo dinero para la financiación de la campaña del hermano, algo completamente legítimo, como se corroboró.

Mientras estas desdichas de la democracia Colombia siguen manifestándose, Chile aprueba juicio político contra su presidente, desde la cámara se procuró ajusticiar al ejecutivo, que firmó un contrato en las Islas Vírgenes Británicas en el 2010 por la venta de una participación de su familia en un proyecto minero de hierro, 152 millones de dólares recibió Piñera, pero no fue todo, dentro del paquete, el hoy presidente debía evitar declarar un territorio como zona de protección ambiental, permitiendo el negocio minero en dicho espacio. La Fiscalía Chilena imputó a Piñera por posibles delitos tributarios, cohecho y soborno.

 


Piñera la tiene fea, la decisión emitida por la Cámara de diputados restringe su salida del país y su juicio deberá ser analizado por la Cámara de Senadores, allí, si se, logran dos tercios de los votos, Piñera tendrá que abandonar el cargo y destinarse a una cárcel a pagar sus triquiñuelas.