Mucho cuidado con las paginas falsas al hacer pagos por Internet

287

Cifras importantes que deberían provocar que los usuarios que navegan a través de Internet sean mucho más cautos a la hora de meter determinados datos en Internet y sobre todo, a la hora de comprar productos a muy bajo precio. Según recomendaciones de la propia Policía, para identificar una página web falsa, debemos fijarnos si cuenta con la debida identificación, si el lenguaje utilizado cuenta con algunas deficiencias propias de una traducción, como la falta de la letra ñ, si los productos que ofrecen cuentan con unos precios anormalmente bajos, etc.

Además, es interesante tener en cuenta si, aunque la página web está en español, las respuestas a nuestros mensajes de contacto nos llegan en otro idioma y si las formas de pago que solicitan en estas páginas es mediante transferencia bancaria únicamente y a través de un mensaje de correo electrónico. Técnica habitual de páginas web falsas que evitan los métodos de pago seguros para los usuarios y así conseguir el dinero de la manera más rápida posible y sin dar lugar a posibles devoluciones.

Otro tipo de recomendaciones para detectar si una página web es falsa es buscar en Google opiniones sobre ese sitio en el que hemos encontrado algo realmente barato. Tanto si los resultados son opiniones donde otras personas ya han sido estafadas, como si no se obtiene ningún resultado, lo mejor será evitar realizar comprar en ese sitio.

Aunque aparezcan los logotipos de métodos de pagos populares y seguros, hay que fijarse bien al sitio que somos redirigidos justo en el momento del pago. Además, en todo momento debemos fijarnos que se utilice el protocolo de seguridad https en el sitio donde estamos realizando la compra. Otro pequeño pero interesante truco, es utilizar la herramienta online WHOIS, que nos permite saber la propiedad de un dominio de Internet.

De esta manera, podemos consultar quién es la persona o empresa propietaria del dominio y buscar información sobre ella. Si una página web es falsa, el propietario tenderá a ocultar sus datos para evitar ser perseguido e identificado fácilmente, por lo tanto, si el WHOIS nos parece sospechoso, será mejor que no compremos nada en ese sitio.

Hay complementos o extensiones desarrolladas para algunos de los navegadores web más populares como Chrome y Firefox que nos pueden ayudar también a detectar si una página web es falsa. Con estas extensiones instaladas en el navegador, podremos saber si el sitio que estamos visitando contiene redirecciones ocultas, no autorizadas o codificadas a través de código en JavaScript, si oculta solicitudes de dominios externos o cuenta con algún tipo de rastreador.

Con Informacíon ADSLZone

Te puede interesar:

Cómo saber si estás navegando en un sitio web seguro o inseguro