El hecho se presentó en Envigado, en una clínica veterinaria. La dueña del local notaba que muchos de los pagos no entraban a su cuenta Bancolombia, precisamente los que se hacían por código QR, llamó al banco y les decían que era un error, que no aparecía registro de consignaciones. Le comentó lo sucedido a su vecino, un carnicero de la misma cuadra, éste le dijo que había una nueva modalidad de la que ya había sido víctima, los ladrones suplantan el código QR de su valla de pagos de Bancolombia y los fondos del emisor se desvían a la cuenta de los ladrones.

Así como en la imagen, los ladrones pegan en forma de sticker el código QR de su cuenta aliada, provocando el desvío de fondos de forma fraudulenta a la cuenta de los ladrones. No se han reportado más casos sobre esta práctica en el país pero se alerta a la ciudadanía.

Bancolombia invita a ser más cautelosos a la hora de hacer este tipo de transacciones, sugiere que los comercios activen las notificaciones de transacciones a tiempo real para evitar caer en esta práctica.

Cualquiera puede caer, así que presta mucha atención y envía a todos tus amigos comerciantes esta nota para que no les pase.

Por: Andrés Soto